******** | 03 NOV 06

Bifosfonatos en osteoporosis: actualización

Los bifosfonatos son compuestos sintéticos análogos de los pirofosfatos que han sido desarrollados en las dos últimas décadas para el diagnóstico y tratamiento de las enfermedades óseas. Los bifosfonatos se unen con gran avidez a los cristales de fosfato de calcio e inhiben su crecimiento, agregación y disolución.
Autor/a: José J. González Paredes, reumatólogo adscrito al Hospital “Miguel H. Alcívar”, Guayaquil, Ecuador. Fuente: Clínica Dolor y Terapia VOL.IV / No.7 / MAYO / 2006
Introducción

Los bifosfonatos se unen con gran avidez a los cristales de fosfato de calcio e inhiben su crecimiento, agregación y disolución. La gran afinidad de estos compuestos por el hueso mineral es la base para su uso como marcadores esqueléticos en medicina nuclear e inhibidores de la calcificación ectópica y de la resorción del hueso. Su eficacia terapéutica guarda relación con su actividad antirresortiva, por lo que son utilizados principalmente en padecimientos con alto remodelamiento óseo, tal como sucede en la enfermedad de Paget del hueso, la hipercalcemia del cáncer, la enfermedad metastásica ósea y la osteoporosis.

 

Farmacología

A diferencia de los pirofosfatos (P-O-P), los bifosfonatos se caracterizan por la presencia de dos átomos de fósforo (ácido fosfónico) unidos a un átomo de carbono (P-C-P). Esto les confiere una resistencia a la hidrólisis enzimática y les permite unirse fuertemente a la hidroxiapatita de la matriz mineralizada, permanecer por tiempo prolongado en el esqueleto y ejercer su actividad antirresortiva. La diferencia antirresortiva de los diversos bifosfonatos radica en su cadena lateral que parte del átomo de carbono.

 

Mecanismo de acción. Los bifosfonatos inhiben la resorción osteoclástica del hueso mediante un mecanismo de acción distinto al de otros antirresortivos. Cuando empieza la resorción del hueso que está impregnado de bifosfonato, éste es liberado y captado por el osteoclasto, deteriorando su capacidad de formar el borde en cepillo, de adherirse a la superficie del hueso y de producir los protones y enzimas lisosómicas necesarios para continuar la resorción ósea.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

CONTENIDOS RELACIONADOS
AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2022