Cambios en la conducta y en los adipocitos en ratones | 05 MAR 22

Estrés, peso y ansiedad social en la adolescencia temprana

El estrés peripuberal conduce a un aumento del tejido adiposo y reduce la sociabilidad al mismo tiempo
Autor/a: Laia Morató, Simone Astori, Ioannis Zalachoras, Joao Rodrigues, et al.  Fuente: Science Advances eNAMPT actions through nucleus accumbens NAD+/SIRT1 link increased adiposity with sociability deficits programmed by peripuberty stress

Entre el final de la niñez y el comienzo de la adolescencia, existe una ventana de tiempo crítica denominada “peripubertad”. Este período de transición implica cambios de desarrollo tanto en el tejido adiposo como en el cerebro, en los que ambos pueden reprogramarse mediante la exposición al estrés, lo que puede provocar cambios duraderos en el tamaño y la composición de las células grasas (adipocitos), así como en el cambio de conducta social.

En un nuevo estudio, los científicos dirigidos por la profesora Carmen Sandi de la EPFL descubrieron que el estrés durante el período peripuberal conduce a un aumento del tejido adiposo en el cuerpo del individuo. Aunque estudios previos han demostrado esta conexión, ha habido poco en la forma de identificar un vínculo biológico entre el aumento de tejido adiposo observado en la peripubertad y el deterioro social.

El estudio se publica en Science Advances.

“Sabemos que el estrés puede inducir psicopatologías, incluida la depresión”, dice Sandi. “Algunos de los cambios de comportamiento característicos que ves en la depresión son alteraciones en la sociabilidad del individuo, lo que significa que algunas personas deprimidas tienden a ser más retraídas, un poco evitativas sociales; algunos incluso pueden desarrollar ansiedad social”.

Estrés, sociabilidad y ratones.

En el estudio, el grupo de Sandi descubre dos ideas en el campo:

  • Primero, que el estrés peripuberal conduce a un aumento del tejido adiposo y reduce la sociabilidad al mismo tiempo.
     
  • En segundo lugar, cómo se relacionan biológicamente los dos fenómenos de cambios.

“Exploramos si las alteraciones en la composición de la grasa -inducidas por el estrés en los primeros años de vida- podrían ser responsables de inducir cambios en el cerebro que, en última instancia, causarían alteraciones en el comportamiento social de manera prolongada”, dice Sandi.

Para estudiar el estrés peripuberal, los investigadores necesitaban un modelo. Recurrieron a los ratones, dentro de la ventana de edad peripuberal, y los expusieron a un estrés crónico e impredecible. Un estudio de su composición corporal reveló un aumento general de la masa grasa y adipocitos más grandes.

Al llegar a la edad adulta, los ratones fueron probados en tareas sociales. Los ratones macho mostraron una disminución de la sociabilidad de por vida a medida que aumentaba su tejido adiposo, pero, curiosamente, las hembras no mostraron tal efecto. Pero si existe o no una diferencia dependiente del sexo en otras adaptaciones psicobiológicas es algo que el grupo de Sandi estudiará en el futuro.

“En lo que nos enfocamos aquí fue en la reducción de la sociabilidad que se ve en la depresión”, dice Sandi. "También sabemos por estudios epidemiológicos en humanos, que puede estar relacionado con el estrés de la vida temprana: el estrés peripuberal, que puede programar a las personas para que sean menos sociables".

La conexión NAD+

Luego, los investigadores partieron para identificar la biología subyacente. Una serie de pruebas apuntaron a una enzima específica llamada adipocina nicotinamida fosforribosiltransferasa (NAMPT), que se sabe que está involucrada en algunos de los problemas metabólicos patológicos causados ​​por la obesidad.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2022