La generación actual inmersa en los medios de comunicación | 06 FEB 17

Uso de medios de comunicación en escolares

Análisis de los riesgos y beneficios del uso de los medios de comunicación en niños y adolescentes en edad escolar
Autor/a: Council on Communications and Media Pediatrics October 2016;138
INDICE:  1. Página 1 | 2. Referencias bibliográficas
Página 1
INTRODUCCIÓN

La generación actual de niños y adolescentes está creciendo inmersa en los medios de comunicación, incluyendo los medios de difusión y las redes sociales. Los medios de difusión incluyen la televisión y las películas. Los medios interactivos incluyen los medios sociales y los video juegos en los que los usuarios pueden consumir y crear contenido. Los medios interactivos permiten compartir información y proporcionar un atractivo ambiente digital que se convierte en altamente personalizado.


Patrones de uso de medios

El medio de difusión más común sigue siendo la televisión. Un estudio reciente encontró que las horas de televisión entre los niños en edad escolar disminuyeron en la última década en niños menores de 8 años. Sin embargo, en niños mayores de 8 años, el promedio diario de horas de TV permanece en más de 2 horas por día. La forma de ver TV también cambió en la última década, con contenidos disponible almacenados o sitios sociales multimedia, como YouTube y Netflix.

El uso general de los medios entre los adolescentes siguió creciendo a lo largo de la última década, con la ayuda del uso de teléfonos móviles entre los adolescentes. Aproximadamente tres cuartos de los adolescentes hoy tienen un teléfono inteligente hoy, lo que les permite el acceso a internet, transmisión de TV/videos, y "aplicaciones" interactivas. Aproximadamente un cuarto de los adolescentes se describen a ellos mismos como "constantemente conectados" a internet.

Los sitios de redes sociales y las aplicaciones para dispositivos móviles proporcionan plataformas para que los usuarios creen una identidad en línea, se comuniquen con otros, y construyan redes sociales. En la actualidad, el 76% de los adolescentes utilizan al menos 1 sitio de medios sociales.

Aunque Facebook sigue siendo el sitio de medios sociales más popular, los adolescentes no suelen limitarse a solo 1 plataforma de medios sociales; más del 70% mantienen un "portafolio de medios sociales" de varios sitios seleccionados, incluyendo Facebook, Twitter e Instagram. Las aplicaciones para móviles proporcionan una variedad de funciones, como compartir fotos, juegos y video-chat.

Los videojuegos siguen siendo muy populares entre las familias; 4 de 5 viviendas poseen un dispositivo para reproducir video juegos. Los varones son los jugadores más ávidos de video juego, con un 91% de los varones que reportan tener acceso a un juego en consola y un 84% que reportan jugar a videojuegos en línea o en un teléfono celular.

Beneficios de los medios

Tanto los medios tradicionales como sociales pueden proporcionar nuevas ideas e información, produciendo concientización a eventos y temas de actualidad. Los medios de comunicación interactivos también pueden proveer oportunidades para promover la participación de la comunidad y el compromiso cívico.

Los estudiantes pueden colaborar con otros en asignaciones y proyectos sobre muchas plataformas de medios en línea. El uso de medios sociales ayuda a las familias y amigos que están separados a comunicarse geográficamente a través la distancia.

Los medios sociales pueden mejorar el acceso a valiosas redes de apoyo, que pueden ser particularmente útiles para los pacientes con enfermedades, condiciones o discapacidades en curso.

En un estudio,  adultos jóvenes describieron los beneficios de buscar información de salud en línea y a través de los medios sociales, y reconocieron estos canales como fuentes complementarias útiles de información a las visitas de atención de salud.

La investigación apoya también el uso de medios sociales para fomentar la inclusión social entre los usuarios que pueden sentirse excluidos o que buscan una comunidad para pertenecer: por ejemplo, aquellos que se identifican como lesbiana, gay, bisexual, transgénero, o intersexo. Por último, los medios sociales pueden ser utilizados para mejorar el bienestar y promover comportamientos saludables, como la cesación tabáquica y la nutrición equilibrada.

Riesgos de los medios

Recomendaciones de la Academia Americana de Pediatría de que los niños tengan 2 horas o menos de tiempo sedentario de la pantalla diariamente

Una primera área de preocupación en salud es el uso de los medios de comunicación y la obesidad, y la mayoría de los estudios se han centrado en la televisión. Un estudio encontró que las probabilidades de sobrepeso fueron casi 5 veces mayores en los adolescentes que ven más de 5 horas de televisión por día en comparación con los que ven de 0 a 2 horas.

Los hallazgos de este estudio contribuyeron a las recomendaciones de la Academia Americana de Pediatría de que los niños tengan 2 horas o menos de tiempo sedentario de la pantalla diariamente. Estudios más recientes aportaron evidencia de que ver televisión más de 1,5 horas diarias era un factor de riesgo para obesidad, pero sólo para los niños de 4 a 9 años.

Aumentar la ingesta de calorías viendo televisión demostró que es un factor de riesgo para obesidad, al igual que la publicidad de alimentos ricos en calorías y aperitivos. Tener un televisor en el dormitorio sigue estando asociado con el riesgo de obesidad.

La evidencia sugiere que el uso de los medios de comunicación puede afectar negativamente el sueño. Los estudios muestran que las personas con mayor uso de los medios o que duermen con dispositivos móviles en sus habitaciones tienen mayor riesgo de sufrir trastornos del sueño.

La exposición a la luz (particularmente la luz azul) y la actividad de las pantallas antes de ir a la cama afecta los niveles de melatonina y puede retrasar o interrumpir el sueño. El uso de los medios alrededor o después de la hora de acostarse puede interrumpir el sueño y afectar negativamente el rendimiento escolar.

Los niños que abusan de los medios de comunicación en línea corren el riesgo de uso problemático de Internet, y los usuarios de juegos de video tienen riesgo de desorden del juego en internet. El Manual Diagnóstico y Estadístico de Trastornos de Salud Mental, Quinta Edición, enumera a ambos como condiciones que necesitan más investigación.

Los síntomas pueden incluir una preocupación con la actividad, la disminución del interés en las relaciones fuera de línea o de la "vida real", intentos fallidos de disminuir el uso y síntomas de abstinencia. La prevalencia de uso problemático de internet en niños y adolescentes está entre el 4% y 8%, y en más del 8,5% en los jóvenes estadounidenses de 8 a 18 años que cumplen los criterios de desorden del juego en internet.

En la casa, muchos niños y adolescentes usan medios de comunicación de entretenimiento al mismo tiempo que se dedican a otras tareas, como deberes. Creciente evidencia sugiere que el uso de los medios de comunicación mientras se realizan labores académicas tiene consecuencias negativas para el aprendizaje.

Influencia de los medios

La evidencia acumulada durante décadas aporta enlaces entre la exposición a los medios y los comportamientos de salud entre adolescentes. La exposición de los adolescentes a través de los medios al alcohol, al uso de tabaco, o a comportamientos sexuales se asocia con una iniciación temprana a estos comportamientos.

Las exposiciones de los adolescentes a los medios de comunicación suelen incluir comportamientos de riesgo para la salud, como consumo de sustancias, comportamientos sexuales, auto-lesión, o desorden de la alimentación.

Los espectadores de tal contenido pueden ver estos comportamientos como normativos y deseables. La investigación tanto en Estados Unidos como en el Reino Unido indica que las mayores marcas de alcohol mantienen una fuerte presencia en Facebook, Twitter y Youtube.

≈ Acoso cibernético, Sexting y Solicitación en línea

El acoso cibernético y el acoso tradicional se solapan, aunque el acoso cibernético presenta desafíos únicos. Estos desafíos incluyen que los autores pueden ser anónimos e intimidar a cualquier hora del día, que la información puede propagarse en línea rápidamente, y que los roles de perpetrador y de objetivo pueden ser bastante fluidos en el mundo en línea.

El acoso cibernético puede conducir a consecuencias negativas sociales, académicas y para la salud a corto y largo plazo tanto para el perpetrador como para el objetivo. Afortunadamente, estudios más recientes sugieren que las intervenciones dirigidas a la intimidación pueden reducir el acoso cibernético.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2022