La cardiología del mundo | 16 NOV 21

Sesiones científicas de la AHA 2021

Las innovadoras actualizaciones en ciencias de la población, clínicas y básicas cardiovasculares
Contaminación del aire

La reducción de la contaminación del aire en los EE. UU. durante el cierre por la pandemia se vinculó a una reducción en los ataques cardíacos

Puntos destacados de la investigación:

La reducción de la contaminación del aire en los EE. UU. durante el cierre por el COVID-19 se vinculó a una reducción en los ataques cardíacos cuando se realizó un análisis de la contaminación y los ataques cardíacos que ocurrieron entre el 1 de enero del 2019 y el 30 de abril del 2020.

El número de ataques cardíacos disminuyó con cada disminución de 10 microgramos por metro cúbico de material particulado 2.5, un tipo común de contaminación del aire. Durante el cierre por la pandemia, esto se tradujo en 374 ataques cardíacos menos por cada 10,000 personas-año.

La reducción de la contaminación del aire en los EE. UU. durante el cierre por el COVID-19 iniciado en marzo del 2020 se vinculó a una reducción en los ataques cardíacos graves, según una investigación presentada en las Sesiones científicas de la American Heart Association del 2021.

“La reducción de la contaminación no solo es útil para el medioambiente, sino que también puede tener importantes beneficios para la salud a nivel de la población, como la prevención de los ataques cardíacos”, afirmó la autora principal del estudio, Sidney Aung, B.A., estudiante de medicina de cuarto año en la Universidad de California, San Francisco.

Las enfermedades cardíacas son la principal causa de muerte en los Estados Unidos. Los factores de riesgo de enfermedades cardíacas no tratados, pero modificables, como el tabaquismo, la presión arterial alta, el colesterol alto y la diabetes, así como la inactividad física y el sobrepeso, pueden contribuir a los ataques cardíacos y ocasionarlos. Una investigación anterior confirmó que las condiciones ambientales, como la contaminación del aire, pueden aumentar el riesgo de sufrir un ataque cardíaco.

De acuerdo con una declaración de la política de la American Heart Association del 2020 que cita un estudio global, la contaminación del aire ambiente se reconoce ampliamente como un factor que contribuye de manera significativa a las enfermedades cardiovasculares y la muerte. En el 2017, se calculó que la exposición a la contaminación del aire particulado estaba asociada con más de 7 millones de muertes prematuras y la pérdida de 147 millones de años de vida saludables a nivel mundial.

Las órdenes de permanecer en casa para ralentizar la propagación del COVID-19 comenzaron a emitirse en varias ciudades y estados de EE. UU. después de que la Organización Mundial de la Salud caracterizara el brote como una pandemia a mediados de marzo del 2020. Para abril del 2020, algunos estados comenzaron a reabrirse parcialmente.

Durante el período analizado en este estudio, entre enero del 2019 y abril del 2020, la cantidad de ataques cardíacos graves disminuyó sustancialmente en asociación con una disminución de los niveles de contaminación ambiental.

Según un análisis internacional, el Informe Mundial sobre la Calidad del Aire 2020 de IQ Air, las medidas de cuarentena mundiales para ralentizar la propagación del COVID-19 dieron como resultado un aire más saludable en todo el mundo en el 2020. El informe se basa en la base de datos más grande del mundo de mediciones de contaminación del aire realizadas en tierra, que agrega datos de material particulado 2.5 publicados en tiempo real obtenidos de sensores en tierra durante todo el 2020.

Se observó menos contaminación del aire, especialmente durante el período inicial de la cuarentena, cuando se pidió a las personas que permanecieran en sus casas, que se cerraran las escuelas y los negocios, y que implicó la reducción del tráfico de vehículos y aviones.

En este estudio, se revisaron las mediciones diarias de contaminación del sitio web de la Agencia de Protección Ambiental de EE. UU. entre el 1 de enero del 2019 y el 30 de abril del 2020, específicamente, de un tipo común de contaminación del aire llamado material particulado 2.5, que contiene trozos microscópicos de sustancias sólidas.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2021