Un problema emergente | 19 ABR 16

Drogas de diseño: Cannabinoides sintéticos

Los cannabinoides sintéticos como el “Spice” no son marihuana. Contienen una gran cantidad de químicos de laboratorio que interactúan con los receptores de la marihuana en el cerebro y producen efectos similares.
Autor/a: Ann M. Kemp, RPh, MD,a,b Molly S. Clark, PhD, ABPP,c Thomas Dobbs, MD, MPH The American Journal of Medicine, Vol 129, No 3, March 2016

Cannabinoides sintéticos: 10 características que necesita saber

Entre el 1 de abril y el 31 de mayo en Mississippi, EE.UU. se reportaron 1243 visitas al departamento de emergencias debido a efectos adversos de los cannabinoides sintéticos. El 10% de los mismos necesitó ingresar a la unidad de cuidados intensivos y 17 personas murieron debido a causas relacionadas a estas drogas.

En comparación, entre enero y mayo de 2015 aumento un 229% el envenenamiento en personas por  cannabinoides sintéticos (CS) en comparación con el mismo período de 2014. En Mississippi se registraron un 35% del total de estos eventos. El número de casos registrado en dicho estado se debe a que se realizó una encuesta por parte del Departamento de salud y el Centro de Control de Venenos de Mississippi. Debido a su elevada prevalencia, los prestadores de salud deben estar atentos a estos hechos y sus características.

Los CS no son marihuana/cannabis:

A pesar que usualmente estas sustancias se llaman CS, agonistas del receptor de cannabinoides, agentes cannabinoidemimeticos, Spice, marihuana sintética, o inclusive marihuana legal, no deben ser confundidos con la marihuana/cannabis o los cannabinoides/agonistas de los receptores legales (Cesamet, Marinol).

Los CS como el “Spice” no son marihuana. Contienen una gran cantidad de químicos de laboratorio que interactúan con los receptores de la marihuana en el cerebro y producen efectos similares. Estos compuestos químicos se unen a los mismos receptores cannabinoides en el cerebro que el delta 9 terahidrocannabinol (delta9-THC), que es el componente psicoactivo primario de la marihuana. 

Los CS son más potentes que la marihuana:

Una razón para que el “spice” sea más potente que la marihuana es porque la unión al receptor cannabinoide en el cerebro es más fuerte. Además podrían interactuar con otros receptores en el cerebro con los cuales la marihuana no interactúa.

Los síntomas de la intoxicación moderada son: nausea, vómitos, debilidad , taquicardia, hipertensión, y agitación. Varios reportes de noticias han descripto a usuarios en estado de “delirium excitado”, agitados significativamente, quitándose la ropa y sudando mucho.

Los síntomas severos incluyen arritmias cardiacas significativas, infarto de miocardio, psicosis, depresión respiratoria,  parálisis fláccida, hipertermia, rabdomiolisis, convulsiones, coma, e inclusive la muerte. El manejo del cuadro se centra en el ABC: Vía Aérea, Respiración, Circulación y aquellas cuestiones que amenacen la vida del paciente seguido de medidas de soporte.

En algunos casos se necesita corrección del medio interno e hidratación parenteral. La primera línea de tratamiento para la ansiedad/agitación son las benzodiacepinas. La contención física puede ser necesaria. Pueden ocurrir episodios de  psicosis con alteraciones de la conducta y generalmente no ceden con los métodos típicos. En estos casos pueden ser útiles los antipsicóticos.

En el estado de Mississippi algunos pacientes se presentaron con conductas psicóticas graves y la utilización de antipsicóticos atípicos resultó más efectiva que las benzodiacepinas. Debe tenerse especial cuidado con esta medicación ya que los cannabinoides sintéticos pueden  causar convulsiones y el uso de antipsicóticos atípicos y otros medicamentos puede bajar el umbral convulsivo. La presentación clínica de la intoxicación por “spice” es variada y el tratamiento depende de las características del cuadro y de cada individuo. 

Los componentes de los CS siempre se modifican:

En el año 2012, el Acta de Prevención de Abuso de Drogas Sintéticas hizo una lista de los cannabinoides sintéticos. La Administración de Control de Drogas continúa trabajando para incluir los químicos activos de “spice” y sus análogos a esta lista. De esta manera se catalogaría ilegal su venta, compra y posesión.

En enero de 2015 se agregaron tres sustancias a la lista, incluyendo el AB- CHMINACA. Los fabricantes clandestinos  cambian la formula química frecuentemente para evadir los controles de la ley. Por ejemplo, el  compuesto MAB-CHMINACA tiene una modificación química que lo hace distinto al AB- CHMINACA.

En estos compuestos modificables la totalidad de los efectos toxicológicos y fisiológicos son desconocidos. Como estos químicos no son marihuana, no son detectables en los análisis de orina. Algunos componentes sintéticos específicos pueden ser detectados por cromatografía gaseosa/espectrometría de masa, pero debido a los rápidos cambios en su fórmula, inclusive la detección por estos métodos,  no tiene un marco de referencia.

La investigación sobre los CS comenzó hace 40 años para evaluar su uso farmacológico. Estos compuestos nunca fueron catalogados como abusivos como lo son en el día de hoy debido a que fueron legitimados científicamente y resultados de investigación médica. Los productores clandestinos comenzaron a sintetizarlos y distribuirlos de forma ilegal.

En Europa, en el año 2004 comenzaron a circular de forma ilegal compuestos químicos que fueron sintetizados en forma legítima y controlada a partir de resultados de investigaciones con fines farmacológicos. Estos se llaman JWH-018 y HU-210 y sus análogos. La primera detección de estas sustancias por el Laboratorio Forense de la Administración para el Control de Drogas fue en el año 2008. Así comenzó el abuso de los resultados de la primera investigación científica.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2022