El rol de los orientadores y de los médicos | 09 NOV 15

Violencia Infanto-juvenil

La violencia en los jóvenes es el resultado de un largo proceso. No es una casualidad. Podemos destacar dos elementos: una sociedad que paulatinamente se ha ido haciendo permisiva y el proceso de desintegración familiar.
3
2
Autor/a: Prof. Dr. Ricardo Teodoro Ricci 

Fundamentos anatómicos y funcionales

Cualesquiera sean los criterios etarios que utilicemos para delimitar lo infanto – juvenil, deberemos tener en cuenta que el cerebro humano está en pleno proceso de maduración en esa época de la vida. La observación y crítica de todas las facetas del comportamiento de los niños y jóvenes, necesariamente deben tener en cuenta el proceso de optimización final del cerebro y el sistema nervioso en general. Este no es el lugar ni el momento oportuno para explayarse sobre este aspecto fundamental de la cuestión que nos convoca.

Sin embargo, podemos recordar que el cerebro está ocupado en una severa ‘poda’ selectiva de dendritas y sinapsis, está efectuando la mielinización definitiva de todas las conexiones cerebrales, y está realizando la estructuración final de áreas esenciales para la conducta como la prefrontal. Para adentrarnos en un tema como la violencia infanto- juvenil, es indispensable tener en cuenta que el cerebro se halla en una etapa que permite y favorece la adopción de posturas conductuales extremas.

Este es el momento de la vida en el que es más frecuente abrazar causas extremas, la santidad o la delincuencia, la pasividad o el riesgo, el egocentrismo o el altruismo aventurado. Es la época en que se celebra la vida en plenitud, y en la que el índice de suicidios alcanza su pico de frecuencia más llamativo. Cuando nos proponemos como observadores, como orientadores o como médicos de esta franja etaria, debemos conocer que el adolescente, particularmente el adolescente, actúa como puede, sobre la base del estado evolutivo de su cerebro. Debemos evitar caer en una determinación inexorable, es conveniente recordar que estamos tratando con un ser humano en efervescencia madurativa.

 

Comentarios

Usted debe ingresar al sitio con su cuenta de usuario IntraMed para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión. Si ya tiene una cuenta IntraMed o desea registrase, ingrese aquí

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2021