Modifica el curso clínico | 18 FEB 15

Supervivientes a un ACV con niveles bajos de vitamina D

Los investigadores dicen que está relacionado con un riesgo mayor de sufrir un ACV grave y de que la recuperación sea deficiente.

Robert Preidt

Los niveles bajos de vitamina D se relacionan con un aumento del riesgo de que los supervivientes a un accidente cerebrovascular (ACV) sufran un ACV grave y tengan una mala salud, según una nueva investigación.

El estudio contó con casi 100 pacientes de ACV que recibieron tratamiento en un hospital de EE. UU. entre 2013 y 2014. Todos habían sufrido un ACV isquémico, que es un ACV provocado por la obstrucción del flujo sanguíneo que llega al cerebro.

Las personas con niveles bajos de vitamina D (menos de 30 nanogramos por mililitro [ng/ml]) presentaban unas áreas de tejido cerebral muerto relacionado con el ACV que eran aproximadamente el doble de extensas que las de las que tenían unos niveles de vitamina D normales, según el estudio.

Los investigadores también hallaron que por cada reducción de 10 ng/ml en el nivel de vitamina D, las probabilidades de tener una recuperación saludable en los tres meses posteriores al ACV se redujeron en más o menos la mitad, independientemente de la edad o de la gravedad inicial del ACV.

Aunque este estudio halló una asociación entre los niveles bajos de vitamina D y unos malos resultados tras sufrir un ACV, no se diseñó para mostrar si los niveles de vitamina D realmente causaron alguno de estos problemas o no.

"Es demasiado pronto como para extraer conclusiones firmes a partir de nuestro pequeño estudio", dijo en un comunicado de prensa de la Asociación Americana de Accidentes Cerebrovasculares (American Stroke Association) el autor principal, el Dr. Nils Henninger, profesor asistente de neurología y psiquiatría en la Facultad de Medicina de la Universidad de Massachusetts, en Worcester.

"Pero los resultados sí aportan la motivación para realizar más investigaciones rigurosas sobre la asociación del estatus de la vitamina D y la gravedad del ACV. Si nuestros hallazgos se replican, el próximo paso lógico podría ser hacer pruebas sobre si los complementos pueden proteger a los pacientes con un riesgo alto de ACV", dijo Henninger.

El estudio fue presentado el miércoles en la reunión anual de la Asociación Americana de Accidentes Cerebrovasculares en Nashville. Los hallazgos de los estudios presentados en reuniones generalmente se consideran preliminares hasta que se publican en una revista revisada por profesionales.

FUENTE: American Stroke Association

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2022