Mejora la reserva de flujo coronario en pacientes hipertensos | 02 FEB 15

La adición de Rosuvastatina a la terapia antihipertensiva

En pacientes con hipertensión y factores de riesgo cardiovascular, la adición de rosuvastatina a la medicación antihipertensiva ha demostrado mejorar la reserva de flujo coronario luego de 12 meses de tratamiento.
Autor/a: Joo Sun B, Hwang E, Kang D y colaboradores Fuente: American Journal of Cardiology 114(8): 1234-1237, Oct 2014 Effect of Rosuvastatin on Coronary Flow Reserve in Patients With Systemic Hypertension

Introducción

            Se sabe que la terapia con estatinas mejora la reserva de flujo coronario (RFC) y reduce la morbilidad y mortalidad en pacientes con coronariopatías e hipercolesterolemia. Además, las estatinas también producen beneficios en pacientes con hipertensión arterial y un nivel promedio de colesterol sérico total, lo cual podría tener relación con una mejoría en la función endotelial y en la RFC.

         No obstante, el efecto de esta clase de fármacos sobre la RFC no ha sido investigado en pacientes hipertensos, dado que la medición de este parámetro requiere métodos invasivos que suelen utilizarse sólo en caso de coronariopatías. Avances recientes en las técnicas ecocardiográficas han hecho posible la medición de la RFC en pacientes sin coronariopatías, con resultados que alcanzan una elevada correlación con aquellos que se obtienen mediante métodos invasivos.

            Los autores del presente trabajo se han propuesto evaluar la hipótesis de que las estatinas mejoran la RFC en pacientes hipertensos con riesgo cardiovascular mediante la medición de los cambios producidos en dicho parámetro luego de un año de tratamiento con rosuvastatina. Asimismo, han examinado la correlación entre los cambios producidos en la RFC y las modificaciones en los valores de colesterol asociado a lipoproteínas de baja densidad (LDLc) y de proteína C reactiva de alta sensibilidad (PCRas).


Métodos

            Se diseñó un estudio prospectivo del que participaron pacientes de ambos sexos de entre 35 y 80 años, con hipertensión controlada e hipercolesterolemia y que no se encontraran bajo tratamiento con estatinas o fibratos. Además, los pacientes debían contar con al menos uno de los siguientes factores de riesgo cardiovascular: tabaquismo, edad > 55 años en hombres y > 65 años en mujeres, diabetes mellitus tipo 2, arteriopatías periféricas, accidente cerebrovascular previo, antecedentes familiares de coronariopatía prematura o niveles de colesterol asociado a lipoproteínas de alta densidad (HDLc) < 40 mg/dl.

            En la consulta inicial se midió la presión arterial y se tomaron muestras de sangre para obtener valores de colesterol total, LDLc, triglicéridos, glucemia y PCRas. Desde enero de 2011 hasta agosto de 2012, se llevaron a cabo ecocardiogramas con medición de la RFC en 56 pacientes consecutivos. Luego de la evaluación inicial, se comenzó a administrar 10 mg/día de rosuvastatina a cada participante, una indicación que se mantuvo por un período de un año. Las consultas de seguimiento tuvieron lugar al mes, a los 2 meses, a los 6 meses y al año de comenzado el tratamiento, período durante el cual no se introdujeron cambios en la dosis del fármaco administrado. Al año de seguimiento se recogieron muestras de sangre y se realizaron ecocardiogramas para medir la RFC.


Resultados

            La RFC fue medida exitosamente en 55 de 56 pacientes (98%). Un total de 40 hombres (73%) y 15 mujeres (27%) con una edad promedio de 61 ± 9 años fueron incluidos en el estudio. Todos los participantes continuaron con su tratamiento antihipertensivo habitual, al cual se sumó la administración de 10 mg/día de rosuvastatina durante un período de un año. No se informaron efectos adversos graves con el tratamiento implementado.

            La RFC basal tenía un valor de 3.16 ± 0.44, y contaba con una correlación negativa con la edad, pero no con la presión arterial, el nivel de colesterol basal o el nivel de PCRas. Asimismo, este parámetro no difirió significativamente según la medicación antihipertensiva administrada.

            Luego de un año de tratamiento con rosuvastatina, el colesterol total, el LDLc, el HDLc y la PCRas disminuyeron significativamente. Las mediciones de eco Doppler seriadas mostraron un incremento significativo en la RFC de 3.16 ± 0.44 basal a 3.31 ± 0.42 a los 12 meses de seguimiento. El cambio producido en la RFC obtuvo correlación con las modificaciones en el LDLc, pero no con las de PCRas o de presión arterial. A su vez, los cambios observados en la RFC no difirieron significativamente según la medicación antihipertensiva implementada en cada caso.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2022