Mejora la sobrevida en Dinamarca | 07 OCT 13

RCP extrahospitalaria

Las iniciativas nacionales para mejorar el manejo del paro cardíaco dan resultado con un aumento de la cantidad de testigos circunstanciales que realizan RCP y la tasa de sobrevida
Fuente: Reuters 

Por Andrew M. Seaman

NUEVA YORK (Reuters Health) - Un estudio demuestra que más personas sobrevivieron en Dinamarca a un paro cardíaco luego de que el país alentara a la gente a utilizar las maniobras de reanimación cardiopulmonar (RCP).

Los autores observaron que la proporción de pacientes con paro cardíaco que llegaban con vida al hospital y seguían vivos al año aumentó entre el 2001 y el 2010 con la implementación de esa iniciativa pública.

"Este estudio demuestra que las iniciativas nacionales para mejorar el manejo del paro cardíaco dan resultado con un aumento de la cantidad de testigos circunstanciales que realizan RCP y la tasa de sobrevida", dijo por e-mail el autor principal, doctor Mads Wissenberg, del Hospital de Gentofte, en Copenhague.

Los CDC estiman que cada año se producen unos 300.000 paros cardíacos en Estados Unidos y que el 90 por ciento de esos pacientes muere.

La Asociación Estadounidense del Corazón asegura que las maniobras de RCP duplican o triplican la probabilidad de que una persona sobreviva a un paro cardíaco (el corazón deja de latir).

La RCP consiste en realizar compresiones torácicas para que la sangre siga oxigenando los órganos vitales hasta la llegada de la asistencia médica, que utilizará un defibrilador externo automático (DEA).

Los resultados, publicados en Journal of the American Medical Association, muestran que hace 10 años, en Dinamarca, pocas personas asistían a otras con RCP y que una minoría de las víctimas sobrevivían más de 30 días.

El país tomó varias medidas para aumentar la cantidad de transeúntes que se animan a realizar las maniobras de RCP, como el entrenamiento obligatorio en las escuelas primarias y para obtener la licencia de conducir, la distribución de kits de entrenamiento con instrucciones, la orientación teléfonica a los transeúntes y la instalación de DEA en los sitios públicos.

El equipo analizó información de 19.468 personas que sufrieron un paro cardíaco fuera de un hospital entre junio del 2001 y diciembre del 2010. Al principio, el 21 por ciento de los pacientes había recibido RCP de parte de un testigo circunstancial, comparado con el 45 por ciento al final del período estudiado.

El uso de los DEA aumentó muy poco, pero era de esperar porque la mayoría de los equipos recién se instalaron en los sitios públicos al final del estudio.

Los autores calcularon que la posibilidad de sobrevivir a un paro cardíaco hasta llegar a un hospital aumentó del 8 al 22 por ciento. También creció la sobrevida a los 30 días (del 4 por ciento en el 2001 al 11 por ciento en el 2010). Y la proporción de pacientes que seguía con vida al año del paro cardíaco aumentó del 3 al 10 por ciento.

Pero Wissenberg explicó que el éxito no podría atribuirse sólo a la RCP, sino a varios factores, como todo aquello que sucede antes y después de que un paciente con un paro cardíaco llega al hospital.

El equipo tampoco pudo asegurar que las iniciativas públicas fueran la causa directa del aumento de la participación o la supervivencia.

"Aun así, los resultados del estudio señalan que el aumento de la tasa de RCP en la vía pública fue un factor importante en la mejoría de la sobrevida", escribió Wissenberg.

FUENTE: The Journal of the American Medical Association

 

Comentarios

Usted debe ingresar al sitio con su cuenta de usuario IntraMed para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión. Si ya tiene una cuenta IntraMed o desea registrase, ingrese aquí

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2021