¿Propiltiouracilo o metimazol? | 03 ENE 11

Hipertiroidismo durante el embarazo

Los autores, miembros del Motherisk Programme, responden preguntas de sus colegas sobre los efectos de fármacos, químicos, radiaciones o infecciones en mujeres embarazadas o que amamantan.
Autor/a: Dres. Miho Inoue, Naoko Arata, Gideon Koren, Shinya Ito Canadian Family Physician Vol 55: Julio 2009.

Pregunta: “Tengo una paciente 33 años con hipertiroidismo que cursa la 6ª semana de gestación. Su función tiroidea está bien controlada con  5 mg. de metimazol, 3 veces por día. Al comienzo estaba tratada con propiltiouracilo pero se cambió a metimazol por la aparición de urticaria. Tengo entendido que el metimazol provoca defectos del desarrollo en los niños cuyas madres reciben metimazol durante el embarazo. Deseo saber acerca de su seguridad.“

Respuesta: “En Norteamérica, el fármaco de elección para el tratamiento del hipertiroidismo durante el embarazo es el propiltiouracilo. El metimazol es ampliamente utilizado en Europa, Sudamérica y Asia y es una alternativa para las embarazadas que no toleran el propiltiouracilo. Algunos informes despertaron dudas acerca de la toxicidad fetal del metimazol, caracterizada por aplasia cutis, atresia esofágica, atresia de las coanas, anormalidades faciales y retardo mental. Sin embargo, en estudios de cohorte la causalidad es incierta y el riesgo general de anormalidades congénitas en los niños expuestos al metimazol intra útero no fue mayor que en los expuestos a otros fármacos no teratogénicos. Es importante que en caso de necesidad las embarazadas continúen con el metimazol porque el hipertiroidismo no controlado aumenta el riesgo de complicaciones gestacionales como el trabajo de parto prematuro y el bajo peso al nacer.”

El hipertiroidismo ocurre en 1-2/1.000 embarazadas. La causa más común (80%- 85%) es la enfermedad de Graves. Otras causas son el adenoma funcionante, la tiroiditis y el exceso de ingesta de hormona tiroidea. Las guías para la práctica clínica sobre el manejo del hipertiroidismo durante el embarazo han sido desarrollados por sociedades académicas como la Endocrine Society, la American Association of Clinical Endocrinologists,  y el American College of Obstetricians y Gynecologists.
 
El hipertiroidismo causado por la enfermedad de Graves tiende a empeorar durante el primer trimestre del embarazo, mejorar en los meses siguientes y empeorar de nuevo después del parto. La gonadotrofina coriónica placentaria humana es estructuralmente similar a la hormona estimulante del tiroides (TSH) y se considera que el aumento de la gonadotrofina coriónica humana durante el primer trimestre del embarazo se debe a la estimulación de la glándula tiroides.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2021