Enfermos con diabetes tipo 2 y enfermedad coronaria | 20 DIC 10

Comparan dos estrategias de tratamiento hipolipemiante

La administración de ezetimibe (10 mg/día) y simvastatina (20 mg/día) es superior al tratamiento con 40 mg de simvastatina en términos de reducción del colesterol asociado con LDL, en los sujetos con hiperlipidemia, diabetes tipo 2 y enfermedad coronaria.
Autor/a: Dres. Bardini G, Giorda C, Rotella C Fuente: SIIC Cardiovascular Diabetology 9(20), May 2010

Introducción

La corrección de los factores de riesgo cardiovascular es esencial para prevenir la enfermedad coronaria (EC); en este contexto, diversas organizaciones sostienen que los enfermos con diabetes (DBT) tienen un riesgo muy elevado de EC. Más aún, el National Cholesterol Education Program Adult Treatment Panel III (NCEP ATP III) establece que la DBT es un equivalente de riesgo cardiovascular. La DBT tipo 2 (DBT2) eleva considerablemente el riesgo cardiovascular; la EC es la principal causa de mortalidad en los enfermos con DBT2.

La American Diabetes Association y la American College of Cardiology Foundation establecen que las estatinas representan la primera línea de terapia para los pacientes con dislipidemia y otros factores de riesgo cardiovascular, como por ejemplo la DBT2. En estos enfermos, el valor deseado de colesterol asociado con lipoproteínas de baja densidad (LDLc) es < 2.6 mmol/l (< 100 mg/dl) o aún más bajo, de < 1.8 mmol/ (< 70 mg/dl); en Europa se consideran valores similares: < 2.5 mmol/ o < 97 mg/dl, o mejor aún < 2.0 mmol/l o < 77 mg/dl.

Un metanálisis reciente de 14 trabajos de prevención primaria y secundaria reveló que las estatinas se asocian con una reducción significativa de los eventos cardiovasculares, independientemente de los niveles de LDLc antes del tratamiento. Por su parte, el beneficio sería similar al que se obtiene en los sujetos no diabéticos.

A pesar de los múltiples trabajos que demostraron los efectos favorables de las estatinas, los autores señalan que un porcentaje considerable de los enfermos europeos no recibe medicación hipolipemiante; más aún, en Italia las estatinas son particularmente subutilizadas en los enfermos diabéticos.

Una dosis moderada de estatinas puede no ser suficiente para lograr los objetivos deseados en términos de la reducción de los niveles de LDLc. Las disminuciones más notorias en esta fracción de lípidos suelen obtenerse con dosis altas de dichos fármacos, una estrategia que, sin embargo, no es aceptable para un porcentaje considerable de enfermos por los efectos adversos asociados.

De hecho, en algunos pacientes el riesgo de anormalidades hepáticas y de miopatía aumenta en relación con la dosis. Otro aspecto que debe considerarse en la terapia hipolipemiante es el equilibrio entre la síntesis y la absorción del colesterol. Se ha visto una variabilidad importante de un individuo a otro en la respuesta a las estatinas (que reducen la síntesis hepática del colesterol) y al ezetimibe (un agente que bloquea en forma selectiva la absorción intestinal de colesterol al unirse al receptor NPC1L1 [Niemann-Pick C1-Like 1]). La combinación de fármacos que modifican ambos procesos se asocia con una reducción más importante de los lípidos, respecto de cada agente utilizado en forma aislada.

Un trabajo reveló que la monoterapia con ezetimibe induce una reducción de los niveles de LDLc de aproximadamente un 18%; el fármaco también ejerce efectos beneficiosos sobre el colesterol total, la apolipoproteína B y los triglicéridos. Su perfil de seguridad, por lo general, es similar al del placebo. El tratamiento simultáneo con una estatina y ezetimibe se asocia con efectos hipolipemiantes complementarios, sin que se modifique el perfil de seguridad de cada uno los agentes. Diversos estudios han evaluado la eficacia de la combinación de una estatina más ezetimibe en los pacientes diabéticos, sin EC o con ésta. La administración simultánea de ambos fármacos permite que un porcentaje mayor de enfermos alcance las cifras deseadas de LDLc, en comparación con la duplicación de la dosis de la estatina. En el presente estudio, los autores compararon la eficacia, seguridad y tolerabilidad del ezetimibe administrado en simultáneo con 20 mg de simvastatina respecto del tratamiento con 40 mg de simvastatina durante 6 semanas, en pacientes de Italia con DBT2 y EC.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2021