Actualización | 10 AGO 09

Tratamiento del síncope en adultos

El síncope es un síndrome caracterizado por pérdida temporaria de la conciencia y del tono postural generalmente causado por isquemia cerebral transitoria.
Autor/a: Dres. Chen LY, Benditt DG, Win-Kunag Shen Mayo Clin Proc 2008;83:1280-1293

Introducción

Es importante distinguir el síncope de otras afecciones que también producen una aparente pérdida de la conciencia y que no son debidas a una isquemia cerebral transitoria. Esta diferenciación no sólo es un problema de semántica sino que el tratamiento es completamente distinto.

La prevalencia del síncope varía de un 15% en la población pediátrica hasta un 19% en la población adulta. El síncope representa el 1% de las consultas en un departamento de emergencia (DE) y tomando conciencia de la frecuencia e importancia de este síndrome sociedades como la European Society of Cardiology publicaron recomendaciones para su diagnóstico y tratamiento.

Evaluación del síncope en el DE

El diagnóstico de síncope no es sencillo cuando el paciente llega al DE porque el cuadro clínico ya ocurrió y el paciente se está recuperando y porque en un cierto porcentaje de pacientes se encuentran presentes muchas causas potenciales de síncope. Una de las decisiones importantes es poder discernir cual paciente requiere hospitalización y cual puede ser enviado nuevamente a su domicilio y en este aspecto es necesario descartar arritmias malignas.

Unidades de tratamiento del síncope

Las tasas de hospitalización por síncope continúan siendo altas, entre un 26% y un 60%. Una estrategia para reducir las hospitalizaciones es establecer una unidad de tratamiento del síncope (UTS).

Un estudio prospectivo llamado SEDES (Síncope Evaluation in the Emergency Department Study), realizado en Estados Unidos clasificó a 30 pacientes que ingresaron al DE con síncope en grupos de alto, intermedio y bajo riesgo según las recomendaciones del American College of Emergency Physicians (Tabla 1). Los pacientes de alto riesgo eran hospitalizados y los de bajo riesgo eran dados de alta. Los del grupo intermedio (n = 103) fueron divididos en forma aleatoria para ser hospitalizados o dados de alta. Los resultados del estudio mostraron que la creación de un UTS mejoró el diagnóstico y redujo las hospitalizaciones sin que aumentara la morbimortalidad en los pacientes dados de alta.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2021