****** | 14 JUN 07

Síndromes biliares dolorosos

El dolor abdominal representa un reto diagnóstico tanto para los médicos de atención primaria como para los especialistas, ya que en algunas ocasiones puede ser la primera manifestación de una patología aguda grave.
2
10
Autor/a: Arturo Meixueiro Daza y Jorge García Leiva, Juan Francisco Sánchez Ávila, Fuente: Clínica Dolor y Terapia VOL. IV / No.9 / JULIO / 2006
Colangitis aguda

Colangitis aguda
Descrita por primera vez por Charcot como una entidad mortal, la colangitis aguda es un síndrome clínico caracterizado por fiebre, ictericia y dolor abdominal que se desarrolla como resultado de estasis biliar e infección bacteriana ascendente.10 El factor predisponerte es la obstrucción de etiología benigna o maligna de la vía biliar. El incremento en la presión intrabiliar promueve la migración bacteriana de la circulación portal al tracto biliar y la subsiguiente colonización, así como la migración de los patógenos a la circulación sistémica, dando como resultado septicemia. En algunos estudios experimentales en animales se ha observado que el incremento en la presión intrabiliar podría afectar los mecanismos inmunes del huésped, tales como la unión intercelular de los hepatocitos, funcionalidad de las células de Kupffer, el flujo biliar y la producción de IgA.10, 12

La tríada clásica de Charcot (fiebre, dolor abdominal en cuadrante superior derecho e ictericia) ocurre solamente en el 50 al 75% de los casos. Además, la presencia de sepsis y obnubilación se conoce como la pentada de Reynolds, la cual está asociada a una alta morbilidad y mortalidad.

El diagnóstico diferencial incluye: fístula biliar, abscesos hepáticos (amibianos o piógenos), infección de quiste del colédoco, colangio-hepatitis oriental, colecistitis, síndrome de Mirizzi, empiema y neumonía basal derecha.10

Los exámenes de laboratorio típicamente revelan la presencia de leucocitosis con predominio de neutrófilos, un patrón colestásico en las pruebas de funcionamiento hepático. Ante el incremento de las enzimas hepáticas (ALT, AST) debe sospecharse la formación de microabscesos. Los hemocultivos están indicados en todo paciente en el que se sospeche de colangitis. En quienes se realice CPRE se deben tomar cultivos de líquido biliar y de los stents que se remuevan para dirigir la terapia antimicrobiana.

Ante el cuadro clínico sugerente, se recomienda hacer un ultrasonido de hígado y de vías biliares, seguido de colangiopancreatografía retrógrada endoscópica, la cual permite confirmar el diagnóstico e intervenir terapéuticamente mediante esfinterotomía, extracción de litos o colocación de stents.10

 

Comentarios

Usted debe ingresar al sitio con su cuenta de usuario IntraMed para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión. Si ya tiene una cuenta IntraMed o desea registrase, ingrese aquí

Contenidos relacionados
Los editores le recomiendan continuar con las siguientes lecturas: