Segunda parte | 20 DIC 06

Informe de la OMS sobre las enfermedades infecciosas

Actualmente, una crisis de proporciones mundiales provocada por las enfermedades infecciosas amenaza la salud y la esperanza de vida, pues éstas son ahora los mayores exterminadores de niños y de adultos jóvenes del orbe.
Autor/a: Kraig Klaudt, Agnés Leotsakos, Sheila Davey, John Clements, Peggy Creese, Andy Crump, Sandra Doyle,  Fuente: Clínica Dolor y Terapia VOL. III / No. 11 / JULIO / 2005
Introducción

Asimismo, producen más de 13 millones de defunciones al año, de las cuales la mitad tiene lugar en los países en desarrollo. Sólo en la próxima hora, mil 500 personas morirán de un padecimiento infeccioso: el 50% estará formado por niños de menos de cinco años de edad y el resto serán adultos en edad laboral (muchos de ellos representarán el sostén de su familia). Ambos son grupos en la plenitud de la vida cuya pérdida difícilmente pueden permitirse los países.

La mayor parte de las muertes por enfermedades infecciosas se produce en los países en desarrollo, que cuentan con pocos recursos para destinarlos a la atención de la salud. En los países en desarrollo, la tercera parte de la población –aproximadamente mil 300 millones de habitantes vive con ingresos inferiores a un dólar por día, uno de cada tres niños está mal nutrido y uno de cada cinco no está totalmente inmunizado en su primer cumpleaños. A eso se suma que la tercera parte de la población mundial no tiene acceso a los medicamentos esenciales. Frente a ese telón de fondo de pobreza y descuido no es sorprendente que hayan ganado terreno ciertas enfermedades infecciosas mortales.

La situación ha empeorado debido al gran aumento de los movimientos masivos de seres humanos en el último decenio. En 1996, 50 millones de personas –1% de la población mundial– sufrieron el desarraigo de sus hogares. No sólo los refugiados y las personas desplazadas son especialmente vulnerables a las enfermedades infeccio

 

Comentarios

Usted debe ingresar al sitio con su cuenta de usuario IntraMed para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión. Si ya tiene una cuenta IntraMed o desea registrase, ingrese aquí

Contenidos relacionados
Los editores le recomiendan continuar con las siguientes lecturas:
AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2021