Diabetes Mellitus Tipo 2 | 11 MAY 05

Regresión de la aterosclerosis carotídea mediante el control de la hiperglucemia postprandial

La reducción de la hiperglucemia posprandial se asoció con una regresión en el engrosamiento de la íntima y media de la carótida.
Autor/a: Dres. Esposito K, Giugliano D, Nappo F, Marfella R. Fuente: Department of Geriatrics and Metabolic Diseases, Policlinico Universitario, Piazza L. Miraglia, 80138 Naples, Italy Circulation 110(2):214-219, Jul 2004

La enfermedad cardiovascular es la principal causa de muerte entre las personas con diabetes (DBT) tipo 2. Estudios epidemiológicos recientes sugirieron que la hiperglucemia posprandial puede ser un factor de riesgo independiente de enfermedad cardiovascular más sólido que la hiperglucemia en ayunas. Sin embargo, no queda claro si las intervenciones farmacológicas dirigidas a la hiperglucemia posprandial brindan beneficios únicos con respecto a otras terapias que disminuyen los niveles de hemoglobina glucosilada (HbA1C).

La repaglinida es un agente insulinotrópico con rápido inicio de acción, pero de corta duración, mientras que la gliburida es una sulfonilurea de larga duración. La repaglinida incrementa selectivamente la secreción temprana de insulina, relacionada con las comidas, lo que puede producir un mejor control de la hiperglucemia posprandial en comparación con la gliburida. Los autores compararon los efectos de los dos secretagogos de la insulina, repaglinida y gliburida, sobre el engrosamiento de la íntima y media de la carótida (EIMC) y los marcadores de inflamación vascular sistémica en pacientes con DBT tipo 2.

Métodos

Se realizó un estudio epidemiológico por el cual se identificaron 401 pacientes con DBT tipo 2, de 35 a 70 años, con diagnóstico de la enfermedad desde 6 meses antes y hasta 10 años atrás, índice de masa corporal (IMC) de 24 o más y un valor de HbA1C de 6.5% o mayor, tratados con dieta o hipoglucemiantes orales, que fueron comparados con 150 personas sanas, de similar edad, sexo e IMC, incorporadas por medio de anuncios publicitarios. El análisis epidemiológico evaluó la relación de la hiperglucemia posprandial con las medidas indirectas de aterosclerosis.

El ensayo de tipo ciego y aleatorizado se llevó a cabo entre mayo de 2001 y abril de 2003, en 175 pacientes (93 hombres y 82 mujeres) con DBT tipo 2 sin tratamiento medicamentoso y con una duración de la enfermedad menor a 3 años, seleccionados de la población de 401 personas con DBT tipo 2. Los 175 participantes se asignaron al azar a tratamiento de tipo abierto con repaglinida (n = 88) o gliburida (n = 87). El protocolo del ensayo comprendió una visita de pesquisa para valorar los criterios de inclusión, un período de titulación de 6 a 8 semanas para la optimización de las drogas y un período de tratamiento de 12 meses con dosis fijas.

El objetivo de la intervención terapéutica fue el logro de niveles de glucemia en ayunas menores a 110 mg/dl, glucemia posprandial menor a 140 mg/dl y de HbA1C menores ya de glinida (1.5, 3, 6 y 12 mg/día) 6.5%. Los efectos de la repala gliburida (5, 10, 15 y 20 seriadas de la pared carotídea por ecografía durante un año; los especialistas desconocían el grupo terapéutico asignado. Se consideró regresión la disminución de más de 0.020 mm en el EIMC medio a los 12 meses. Todos los análisis de laboratorio se realizaron en los centros de referencia, excepto el monitoreo de la glucosa posprandial en sangre, que se efectuó en el hogar (antes y cada 30 minutos después de la comida principal del día por 2 horas, 3 veces en 1 mes y a los 6 y 12 meses del estudio; los resultados se promediaron).

Los niveles de glucosa plasmática y lípidos séricos se determinaron por medio de métodos enzimáticos, HbA1C y proteína C-reactiva (PCR) de alta sensibilidad por nefelometría y los niveles de insulina sérica por radioinmunoensayo. Las concentraciones de los marcadores inflamatorios (interleuquinas [IL] 6, 10 y 18) se midieron en suero mediante equipos comerciales. En cuanto a la metodología estadística, los datos se presentaron como media ± desvío estándar (DS). Las comparaciones basales se realizaron por medio de la prueba de la t y de Wilcoxon cuando fue apropiado. El pico de glucosa se definió como el incremento máximo de la glucosa en sangre obtenido después de la comida.

Se calculó el área bajo la curva (AUC) por el método trapezoidal. La correlación de las variables seleccionadas con el EIMC se evaluó mediante los coeficientes de correlación de Spearman, mientras que el análisis de regresión múltiple se utilizó para evaluar la asociación independiente de estas variables con el EIMC. En el ensayo aleatorizado, los datos se analizaron sobre la base de la intención de tratamiento de todos los sujetos asignados al azar.

Los cambios en los valores de glucosa, HbA1C, lípidos, Il-6, Il-10,laIl-18, y PCR a lopareadadel tiempo se valoraron por medio de prueba de la t o de Wilcoxon cuando fue apropiado. La comparación de los efectos del tratamiento entre los grupos experimentales para los cambios en las medidas principales de resultados a los 12 meses se realizaron con la prueba de la t para grupos independi

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

CONTENIDOS RELACIONADOS
AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2022