Escepticemia por Gonzalo Casino | 25 SEP 23

Ayudas para decidir

Sobre la toma de decisiones a partir de los riesgos de las intervenciones de salud
Autor/a: Gonzalo Casino Fuente: IntraMed / Fundación Esteve 

La evolución ha dotado a los seres vivos de dispositivos naturales para la gestión de riesgos. Todos los instintos no son más que mecanismos innatos para sobrevivir y satisfacer las necesidades básicas. El hambre, el instinto de huida o lucha, los instintos de reproducción y cuidado de la prole, e incluso los instintos más sociales, como el de pertenencia a un grupo, son patrones de comportamiento automáticos que nos ayudan a tomar buenas decisiones sin tener que hacer ningún cálculo de posibles beneficios y daños. El problema es que estos mecanismos fueron puestos a punto en un ambiente natural muy distinto del actual y ofrecen limitaciones en los entornos complejos actuales. Los riesgos a los que nos enfrentamos hoy son mucho más sofisticados, y las decisiones que debemos tomar, mucho más difíciles. Pensemos en los riesgos asociados a la velocidad o a las intervenciones de salud.

La salud es sin duda uno de los epicentros más importantes en la gestión de riesgos.

Son muchas las decisiones que afectan a nuestra salud, desde la elección de vivienda hasta el someterse a una operación que puede salvarnos la vida. Unas son pequeñas y cotidianas, como lo que comemos o dejamos de comer, y otras más singulares, como someterse a un tratamiento de infertilidad; unas tienen efectos inmediatos y otras a muy largo plazo, como fumar o no fumar. Pero todas o casi todas tienen su cara y su cruz, su beneficios y daños potenciales, y para poder tomar buenas decisiones hace falta conocerlos. Los profesionales de la salud suelen ser la principal fuente de información, aunque para algunas intervenciones complejas se han desarrollado además “ayudas para tomar decisiones” (decisión aids).

Las explicaciones de los médicos pueden ser valiosas, pero en general es complicado que transmitan de forma clara los previsibles efectos de todas las opciones, y a menudo los pacientes no recuerdan bien los mensajes de los médicos. Las decision aids sobre tratamientos y pruebas diagnósticas, un formato resumido y adaptado que suele combinar texto, gráficos y números –y a veces vídeos y contenidos en la web– para clarificar los beneficios y daños, se han revelado como herramientas muy útiles para tomar decisiones cuando ninguna opción parece claramente mejor. Los pacientes que las usan se sienten mejor informados y son más conscientes de lo que les importa. Además, probablemente tienen expectativas más precisas de los efectos beneficiosos y perjudiciales de las diferentes opciones y participan más en la toma de decisiones con el profesional sanitario. El problema es que estos materiales son escasos y es difícil elaborarlos y mantenerlos actualizados.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

CONTENIDOS RELACIONADOS
AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Política de privacidad | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2024