Uso del teléfono celular al manejar | 30 SEP 18
Factores asociados al uso del teléfono celular al manejar
Encuesta a padres y cuidadores de niños de 4 a 10 años sobre el uso de teléfono celular mientras manejan.
4
4
Autor: Catherine C. McDonald, Erin Kennedy, Linda Fleisher, and Mark R. Zonfrillo  Fuente: J Pediatr. 2018 Jul 6. DOI: https://doi.org/10.1016/j.jpeds.2018.06.003 Factors Associated with Cell Phone Use While Driving: A Survey of Parents and Caregivers of Children Ages 4-10 Years
INDICE:  1. Página 1 | 2. Referencias bibliográficas
Página 1

Introducción

Los accidentes automovilísticos siguen siendo una de las principales causas de lesiones y muerte en los niños.1 En los EE. UU. en 2015 se produjo un aumento del 5% en las muertes por accidentes automovilísticos en niños de 14 años de edad y menores.2

Varios factores pueden contribuir a las lesiones y muertes por accidentes automovilísticos en la población pediátrica, incluido el uso indebido de los sistemas de retención infantil (SRIs) y las conductas de conducción arriesgadas de los adultos.3

La conducción distraída es un comportamiento de conducción arriesgado que es una crisis de salud pública. En general, las muertes por accidentes automovilísticos por distracción han alcanzado las 3477 en 2015, con un adicional de 330000 personas heridas.4 Los padres y cuidadores no son inmunes a la conducción distraída cuando su hijo está en el vehículo.

En una encuesta de padres y cuidadores en 2011-2012 realizada en un departamento de emergencias, más del 60% informó haber estado hablando por teléfono de mano, el 35% haber estado hablando por un teléfono manos libres y el 15% usando el teléfono para enviar mensajes de texto, correos electrónicos o usando internet, todo mientras sus hijos estaban en el automóvil y el automóvil estaba en movimiento.5

Otros comportamientos de manejo arriesgados además del uso del teléfono celular mientras se conduce también ponen a los niños ocupantes en riesgo de lesiones o muerte.

En accidentes mortales en 2015, cuando los conductores no tenían restricciones, el 66% de los niños también carecían de restricciones; de los niños que murieron en accidentes de tránsito por alcohol, el 51% eran ocupantes de vehículos en los que los conductores tenían un contenido de alcohol en la sangre de 0,08 g/dL o mayor.6

El cumplimiento subóptimo de las recomendaciones de SRI también puede contribuir a las lesiones relacionadas con colisiones.7-9 Un grupo de alto riesgo para un cumplimiento subóptimo incluye a niños que deberían estar en asientos elevadores, por lo general, de entre 4 y 10 años.10

Los datos de 2015 indican que los niños de 1 a 3 años están sujetos con una tasa del 94% aproximadamente, con las tasas de sujeción cayendo a aproximadamente 86% para niños de 4 a 7 años.11

Además, la Encuesta Nacional de Uso de Asientos Elevadores 2015 indica que casi el 26% de los niños entre 4 y 7 años se "gradúan" de los asientos elevadores a los cinturones de seguridad antes de estar preparados y casi el 12% no están sujetos, creando una vulnerabilidad al riesgo de lesiones si ocurre un choque.10

Dado que las conductas de conducción arriesgadas a menudo coexisten, 12-15 es probable que aquellos que usan un teléfono celular mientras conducen también se involucren en otros comportamientos que pongan a sus hijos ocupantes en riesgo de lesiones o muerte.

El propósito de este estudio fue describir los factores que están asociados con la conducción distraída relacionada con el teléfono celular en los padres y cuidadores de niños de 4 a 10 años.

Los autores examinaron la asociación de factores demográficos, el uso de SRI, el historial de conducción con problemas de alcohol y el uso del cinturón de seguridad con comportamientos de conducción distraídos relacionados con el teléfono celular.

La hipótesis de los autores fue el uso inconsistente del SRI, el historial de conducción bajo los efectos del alcohol, y la falta de uso del cinturón de seguridad estarían asociados con el aumento en el uso del teléfono celular mientras se conduce.

El uso del teléfono celular mientras se conduce desvía la atención lejos de la carretera, lo que aumenta el riesgo de choques de vehículos

Métodos

Los autores utilizaron una encuesta transversal nacional en línea con una muestra por conveniencia para recopilar datos sobre la utilización del SRI del cuidador y los comportamientos de conducción distraídos en los Estados Unidos.

La encuesta incluía un breve cuestionario de 6 preguntas para determinar la elegibilidad para una encuesta más larga y aquellos que eran elegibles fueron dirigidos a procedimientos para la encuesta más larga.

Reclutaron personas que cumplían con los siguientes criterios de inclusión: ≥ 18 años de edad; habla inglesa; padre o cuidador de rutina de niños entre los 4 y los 10 años; y haber conducido con su hijo mayor de entre 4 y 10 años al menos 6 veces en los últimos 3 meses.

Los participantes fueron reclutados a través de Turk Prime, una plataforma de suministro de individuos en línea que específicamente se dirige a la inscripción de participantes de mTurk (Mechanical Turk) con fines de investigación académica. mTurk y Turk Prime se han utilizado en encuestas de ciencias del comportamiento y también en poblaciones clínicas específicas.16-19

Las características demográficas de los encuestados de mTurk a menudo que encuentra que son más educados, menos diversos, y tienen un ingreso más alto que una muestra representativa nacional.20

Sin embargo, TurkPrime fue creado para optimizar la funcionalidad de mTurk y proporciona ventajas sobre otras plataformas de reclutamiento de personas en línea, incluida la eficiencia, el acceso rápido y fácil a los participantes de la investigación, un sistema de pago para compensar y mantener el anonimato, un mecanismo para evitar la participación del mismo individuo múltiples veces, y los procesos para mantener la confidencialidad.16

Los participantes que hicieron clic en los materiales de reclutamiento del estudio en Turk Prime fueron dirigidos a un cribador breve (6 preguntas) desarrollado en Qualtrics (Provo, Utah).

El cribador fue construido para recopilar datos sobre la elegibilidad y, por lo tanto, incluyó preguntas sobre si fueron padres o cuidadores de uno o más niños en su hogar, edad, sexo, capacidad de leer y hablar inglés, edad del niño (s) y si condujeron con el niño mayor de entre 4 y 10 años 6 o más veces en los últimos 3 meses.

Todos los participantes fueron compensados automáticamente con $ 0,20 (dólar estadounidense) por completar el filtro, cumplieran o no con los criterios de elegibilidad para la encuesta más larga.

Los participantes que no cumplían con los criterios de elegibilidad fueron dirigidos a la información que les agradeció por su tiempo y les informó que ellos no eran elegibles para la encuesta más larga.

Los participantes que cumplieron con los criterios de elegibilidad fueron informados de su elegibilidad, se les dio la información del estudio, se les proporcionó un documento de consentimiento e instrucciones para la encuesta más larga sobre conductas de conducción y prácticas de seguridad para niños en Qualtrics.

El documento de consentimiento electrónico contenía información sobre el propósito del estudio, la participación voluntaria, el tiempo aproximado para completar la encuesta, el anonimato de sus datos, y la información de compensación.

El consentimiento fue obtenido al elegir "sí" para consentir en tomar la encuesta y fueron dirigidos a la encuesta. Los participantes fueron instruidos para responder las preguntas específicas del niño relacionadas con su hijo mayor entre las edades de 4 a 10 años.

Los participantes cuyo hijo mayor entre los 4 y los 10 años utilizaba con más frecuencia una silla de auto fueron dirigidos a una encuesta donde los asientos del automóvil eran del tipo referido de SRI.

Los participantes cuyo hijo mayor más frecuentemente utilizaba un asiento elevador, cinturón de seguridad o ninguno de los anteriores fueron dirigidos a una encuesta donde los asientos elevadores fueron el tipo referido de SRI. Los participantes que completaron exitosamente la encuesta más larga recibieron una compensación adicional de $ 2.

Los autores implementaron una encuesta piloto el 1 de marzo de 2017 en Qualtrics con mTurk con 57 participantes; luego desplegaron la encuesta completa a partir del 6 de marzo de 2017 al 27 de abril de 2017.

La encuesta se implementó en lotes para que hasta 1500 participantes pudieran completar el cribador en 1 lote. La recolección de datos finalizó el 27 de abril de 2017. Los datos de los participantes fueron des identificados. Este estudio recibió estado de exento de la Junta de Revisión Institucional de la Universidad de Pensilvania.

Medidas

Los autores modificaron elementos de Macy y colaboradores para recopilar datos del uso del teléfono celular mientras se conduce, del uso de SRI, del uso del cinturón de seguridad mientras se conduce, y de conducir bajo los efectos del alcohol.5

La modificación incluyó  la consulta de un período de 3 meses y agregó especificidad a las preguntas sobre conducción distraída relacionadas con los textos (lectura y envío) y las redes sociales.

> Uso del teléfono celular mientras conduce

Los autores recopilaron datos auto informados sobre el uso del teléfono celular mientras se conduce en los últimos 3 meses mientras su hijo mayor entre los 4 y 10 años estaba en el automóvil y el automóvil se estaba moviendo (es decir, no se detuvo en una luz).

Los 5 comportamientos específicos sobre el teléfono celular consultados fueron:

  1. leer un texto
  2. enviar un texto
  3. llamadas a teléfonos celulares con manos libres
  4. llamadas a teléfonos celulares de mano
  5. uso de las redes sociales

Las opciones fueron nunca, una o dos veces, > una o dos veces pero < de la mitad de los viajes, > la mitad de los viajes pero no en cada viaje, y en cada viaje. Para el análisis, las respuestas de los participantes en frecuencia también fueron recodificadas a 2 grupos: "nunca" (aquellos que eligen nunca) y "≥1 vez" (todas las otras respuestas).

> Uso típico del sistema de retención infantil

 Los autores recopilaron datos auto informados sobre el tipo de SRI usado típicamente para su hijo mayor de entre 4 y 10 años (elevador, cinturón de seguridad, asiento para el automóvil o ninguno de los anteriores) en los últimos 3 meses. Luego preguntaron la frecuencia de uso de ese SRI.

Las respuestas incluidas fueron nunca, una o dos veces, > una vez o dos veces pero < de la mitad de los viajes, > de la mitad de los viajes pero no en todos los viajes, y cada viaje.

Las respuestas de los participantes sobre la frecuencia fueron recodificadas a 2 grupos: "cada viaje" (aquellos que eligieron cada viaje) y "no en todos los viajes" (todas las demás respuestas). Los que eligieron "ninguna de las anteriores" como los SRI utilizados típicamente fueron excluidos del análisis (n = 23).

> Uso del cinturón de seguridad al conducir
 Recopilaron datos auto informados sobre el uso del cinturón de seguridad del conductor mientras conducía en los últimos 3 meses.

El ítem "En los últimos 3 meses, ¿con qué frecuencia alguna vez, en algún momento (sin importar si sus hijos estaban en el automóvil o no), usó el cinturón de seguridad cuando conducía"? tuvo las siguientes opciones de respuesta:

nunca, una o dos veces,
• > de una o dos veces pero < de la mitad de viajes,
• > la mitad de los viajes pero no todos los viajes, y cada viaje.

Las respuestas de los participantes también fueron recodificadas a 2 grupos:

"Cada viaje" (aquellos que eligieron cada viaje) y "no todos los viajes" (todas las demás respuestas).

Conducir bajo la influencia del alcohol
Recopilaron datos auto informados sobre la conducción bajo la influencia del alcohol en los últimos 3 meses. El ítem "En los últimos 3 meses, ¿con qué frecuencia alguna vez, en cualquier momento (sin importar si sus hijos estaban en el automóvil o no), condujo mientras estaba mareado, borracho o aturdido por el alcohol"? tenía las siguientes opciones de respuesta:

• nunca,
• una vez,
• dos veces,
• 3 o más veces.

Las respuestas de los participantes sobre la frecuencia también fueron recodificadas a 2 grupos: "nunca" (aquellos que eligieron nunca) y "≥1 vez" (todas las otras respuestas).

Datos demográficos
Recopilaron datos auto informados del grupo de edad del participante, sexo, raza y etnia, nivel de ingresos, nivel de educación y estado de residencia. El estado de residencia fue recodificado a la región (Norte, Sur, Este y Oeste).

Comprobación de Atención de la Encuesta
Usaron 1 ítem como un control de atención presentado cuando los participantes completaron aproximadamente el 70% de la encuesta, modificado de Oppenheimer21 y utilizado previamente en la recolección de datos de mTurk.22

Se presentó un ítem a  los encuestados: "¿Qué deporte te gusta jugar / mirar?" Las respuestas incluyeron 4 deportes como opciones y la opción "otro". Sobre el ítem había un bloque de instrucciones para los encuestados para elegir la opción "otro" y escribir "leo las instrucciones" en el cuadro de texto correspondiente.

Análisis estadístico

Los participantes fueron excluidos del conjunto de datos analíticos finales si fallaron el control de atención incorporado en la encuesta, si informaron respuestas inconsistentes sobre el uso de SRI o en las preguntas de frecuencia de conducción (p. ej., indicar en 1 ítem que siempre usan un asiento elevador y en otro ítem que a veces lo usan) o si informó "ninguno de los anteriores" para el uso típico de un SRI.

Se tomaron medidas adicionales para examinar la validez de los datos, incluyendo la concordancia de sexo de las respuestas y la concordancia de edad del participante y del niño entre el cribador y la encuesta más larga.

Se usaron frecuencias y porcentajes para caracterizar las características de los datos demográficos, el uso de SRI, el uso del teléfono celular mientras se conduce, el uso del cinturón de seguridad auto informado, y el manejo auto informado bajo la influencia del alcohol.

Se utilizó regresión logística para modelar las categorías dicotómicas (nunca o ≥1 vez) de los 5 tipos del uso del teléfono celular mientras se conduce en 5 modelos: leyendo un texto, enviando un mensaje de texto, una llamada de mano, una llamada de manos libres y el uso de las redes sociales mientras conduce con su niño de 4 a 10 años en el auto.

El principal predictor de interés fue el uso típico del SRI (cada viaje (referencia, REF versus no cada viaje). Los modelos se ajustaron para incluir los grupos de edad (18-29 [REF], 30-39. 40-49, más de 50 años), raza (blanco [REF] vs no blanco), origen étnico (no hispano [REF] vs hispano), sexo (masculino [REF] vs femenino), grupos de ingresos (<$ 25 000 / año [REF]; $ 25 000- $ 49 999 / año; $ 50 000- $ 74 999 / año; $ 75 000- $ 99 999 / año; $ 100 000 + / año), educación (escuela secundaria e inferior [REF], asociados / grado técnico, licenciatura y superior), uso del cinturón de seguridad (cinturón de seguridad mientras conduce en cada viaje [REF] versus no todos los viajes) y conducir bajo la influencia del alcohol ("nunca" [REF] vs ≥ "1 vez").

Resultados

Un total de 4270 personas iniciaron la encuesta breve. La tasa de finalización en todos los lotes implementados fue del 97,1%, y la tasa de respuesta promedio para aquellos que hicieron clic en su encuesta fue 74,25%. Un total de 965 participantes cumplieron con los criterios de elegibilidad y se les brindó el consentimiento (99,3% de tasa de finalización). Se incluyeron en la muestra analítica los datos de 760 participantes.

De la muestra, el 58,4% (n = 444) eran madres, madrastras o madres adoptivas; el 37,8% (n = 287) eran padres, padrastros, o padres adoptivos; y el 3,9% (n = 29) eran abuelos, hermanos, u otro pariente. Cuarenta y siete de los 50 estados de EE. UU. estuvieron representados en las 4 regiones principales (Nordeste [18%], Sur [37,6%], Medio Oeste [27%] y Oeste [17,4%]).

Muy pocos participantes informaron usar su teléfono celular en cada viaje. Sin embargo, en algún momento en los últimos 3 meses cuando su hijo mayor de 4 a 10 años estaba en el vehículo, el 47% (n = 357) habló en un teléfono de mano, el 52,2% (n = 397) habló en un teléfono manos libres, el 33,7% (n = 256) leyó mensajes de texto, el 26,7% (n = 203) envió mensajes de texto, y el 13,7% (n = 104) usó redes sociales mientras conducía (automóvil en movimiento).

En los últimos 3 meses, cuando su hijo mayor de entre 4 y 10 años estuvo en el vehículo, los participantes que no siempre usaron sus SRI típicos para su hijo eran más propensos a hablar en un teléfono con manos libres (aOR 1,97, IC 95% 126-3,09); leer un texto (aOR 1,74, IC 95%: 1,11 a 2,73); enviar un mensaje de texto (aOR 165, IC 95% 1,04-2,62); y usar un teléfono para redes sociales mientras se conduce (aOR 2,92, IC 95%: 1,73 a 4,94).

El antecedente de conducir bajo la influencia del alcohol (independientemente de si el niño está en el automóvil o no) también se asoció con todos los tipos de comportamientos de conducción distraída debido al teléfono celular (automóvil en movimiento) en los últimos 3 meses cuando su hijo mayor de 4-10 años estaba en el vehículo.

No usar el cinturón de seguridad mientras se maneja en cada viaje (independientemente de si el niño está en el automóvil o no) también se asoció con una mayor probabilidad en todos los tipos de comportamientos de conducción distraída debido al teléfono celular (automóvil en movimiento) en los últimos 3 meses cuando su hijo mayor de 4-10 años estaba en el vehículo, excepto hablar por un teléfono manos libres.

En general, en todos los comportamientos, el sexo, la raza, la etnia y el nivel de educación no se asociaron con ninguna de las conductas de conducción distraída.

La edad solo se asoció con la lectura de un texto y el uso de redes sociales, donde las personas mayores de 50 años tenían menos probabilidades que los de 18 a 29 años de leer un texto (aOR 0,31, IC 95% 0,10-097) y que las personas de entre 40-49 años tenían menos probabilidades que los de 18 a 29 años de usar las redes sociales (aOR 0,41, IC 95%: 0,19 a 0,87). En general, las personas que informan ingresos superiores a $ 25 000 al año eran más propensas a participar en el uso del teléfono celular con manos libres, leer un texto y enviar un mensaje de texto mientras conducía con su hijo en el vehículo.

Discusión

Las conductas de conducción que contribuyen al riesgo de colisión no existen de manera aislada

El uso del teléfono celular mientras se conduce desvía la atención lejos de la carretera, lo que aumenta el riesgo de choques de vehículos.23 Un alarmante número de padres y cuidadores informan sobre el uso del teléfono celular mientras conducen en presencia de sus niños de 4 a 10 años. Más de un tercio de los padres / cuidadores admiten leer mensajes de texto mientras el automóvil está en movimiento, con más de un cuarto informando que envían mensajes de texto mientras el automóvil se está moviendo.

Los resultados de los autores respaldan la evidencia de que las conductas de conducción que contribuyen al riesgo de colisión no existen de manera aislada.12,24,25 Los participantes que no siempre usaban un SRI típico para su hijo eran más propensos a hablar en un teléfono manos libres, leer un texto, enviar un mensaje de texto y usar un teléfono para redes sociales mientras conducen con su hijo de 4 a 10 años en el vehículo.

Entre esta muestra donde casi el 13% de los participantes no siempre usaban un cinturón de seguridad al conducir en los últimos 3 meses y casi el 7% conducía bajo los efectos del alcohol, estos comportamientos también se asociaron con el uso del teléfono celular mientras se conduce.

Los estudios han demostrado riesgos similares en el uso de SRI, en niños de 4 a 7 años que son conducidos por un conductor que usa un cinturón de seguridad tienen mayores porcentajes de estar sujetos que aquellos que están con un conductor sin cinturón (88,2% vs 61,2%). 11 La concurrencia de estos comportamientos con el uso del teléfono celular mientras conduce apuntan a una importante área de prevención para profesionales en prácticas de seguridad de niños.

El papel del modelado parental es clave en el desarrollo de comportamientos de niños y adolescentes. Poco se sabe, sin embargo, sobre los efectos de las conductas de conducción distraídas por los padres en el comportamiento posterior de sus hijos como conductores adolescentes. Algunos estudios han examinado la conducción distraída de los padres y otras conductas de riesgo (exceso de velocidad, conducción inadecuada) en relación con tener un hijo como pasajero.5,26

La investigación también ha demostrado que los adolescentes que piensan que sus padres participan en distracciones relacionadas con el teléfono celular al conducir es más probable que usen un teléfono celular mientras conducen ellos mismos.27

Alternativamente, los adolescentes cuyos padres son autoritarios o tienen un estilo autoritario de crianza es casi dos veces más probable que usen cinturón de seguridad como conductores.28

Una clave para salvaguardar futuros conductores adolescentes puede estar en mitigar las conductas de conducción riesgosas de los padres y cuidadores que los niños más pequeños observan en los vehículos, como el uso del teléfono celular mientras se conduce y la falta del uso del cinturón de seguridad.

La edad, la raza, la etnia, el sexo y el nivel educativo no fueron factores que contribuyen al uso del teléfono celular mientras se conduce en esta muestra. Sin embargo, los ingresos contribuyeron a las conductas de conducción distraídas relacionadas con el teléfono celular.

Las personas que informan ingresos más altos de $ 25 000 al año eran más propensas a usar el teléfono celular en manos libres, leer un texto y enviar un mensaje de texto mientras conduce (automóvil en movimiento) en los últimos 3 meses cuando su hijo mayor de 4 a 10 años estaba en el vehículo con ellos.

Estos resultados pueden reflejar el acceso a teléfonos celulares y tecnología relacionada con los vehículos entre los niveles de ingresos más altos, así como la representatividad de la muestra de mTurk.

El uso del teléfono celular al conducir se asocia con otras conductas de riesgo de accidentes viales

Este estudio tiene varias limitaciones. Usaron datos de auto informe desde una plataforma en línea en lugar de medidas en el vehículo sobre el uso del teléfono mientras se conduce o la evaluación del uso de SRI. Este estudio se centró en los comportamientos de conducción auto informados que no incluyeron accidentes automovilísticos, y, por lo tanto, no pueden sacarse conclusiones de estos resultados sobre la participación de los padres y de los cuidadores como conductores en un choque.

El análisis no se centró en si un padre o cuidador tenía a su hijo en el tipo apropiado de SRI. Sin embargo, los resultados sientan las bases para futuros estudios sobre comportamiento de conducción parental y seguridad de los pasajeros. La muestra de conveniencia se reclutó de todo los EE. UU. pero no fue representativa a nivel nacional.

Sin embargo, la encuesta realizada a través de TurkPrime y mTurk proporcionó representación de cada una de las 4 regiones de los EE. UU. de padres y cuidadores así como un rango de edades, ingresos y niveles educativos.

Hay un potencial de respuestas falsas con las encuestas en línea y para limitar esta amenaza a la validez, los autores establecieron parámetros en mTurk para que los encuestados deban tener una calificación de aprobación de > 95% y haber completado al menos 500 tareas de inteligencia humana.16,29 También llevaron a cabo análisis (como se describe en métodos) para identificar inconsistencias y fallas en los controles de atención.

Los autores encontraron que muchos padres y cuidadores de niños de 4 a 10 años usan el teléfono celular mientras conducen con sus hijos en el vehículo con ellos. Aquellos que también participan en otras conductas de alto riesgo como conducir habiendo consumido alcohol, no usar el cinturón de seguridad en cada viaje, y el uso inconsistente de SRI en cada viaje también es más probable que usen un teléfono celular mientras conducen.

Los esfuerzos programáticos y de comunicación para disminuir la conducción distraída se pueden combinar con intervenciones que abordan el uso de SRI, así como otros comportamientos de conducción riesgosos como la falta de uso del cinturón de seguridad, así como la conducción con consumo de alcohol.

Un enfoque de educación multinivel, modificaciones de ingeniería y legislación para abordar múltiples tipos de conductas de riesgo relacionadas con la conducción de los padres son necesarios para apoyar la reducción de accidentes prevenibles y la morbilidad de los resultados.   

Comentario:

  • El presente estudio basado en una encuesta transversal a nivel nacional en Estados Unidos evaluó las características asociadas al uso del teléfono celular por parte de padres y cuidadores mientras conducían con sus niños de 4 a 10 años.
     
  • Determinaron que el uso del teléfono celular al conducir se asocia con otras conductas de riesgo de accidentes viales como: no usar cinturón de seguridad, uso inadecuado o no permanente de SRI, o manejar habiendo consumido alcohol.
     
  • De esta forma se sugiere la necesidad de adoptar políticas sanitarias de prevención y control de conductas de riesgo en la conducción en forma global.

Resumen y comentario objetivo: Dra. Alejandra Coarasa

 

Comentarios

Usted debe ingresar al sitio con su cuenta de usuario IntraMed para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión. Si ya tiene una cuenta IntraMed o desea registrase, ingrese aquí