Ácido fólico, embarazo y asma | 07 NOV 11

Acido fólico en embarazadas y desarrollo de atopía, asma y función pulmonar en niños

Análisis del uso de folatos en embarazadas y desarrollo de atopía y asma en niños
Autor/a: Dres. Fabienne J.H Magdelijns, Monique Mommers, John Penders, Luc Smits y Carel Thijs Pediatrics 2011; 128; e135

Durante muchos años, el suplemento de ácido fólico antes y durante el primer trimestre del embarazo se ha promovido en todo el mundo.  Se demostró una reducción de los defectos del tubo neural del 23% al 78% con la ingesta de 200 a 400 microgramos de ácido fólico como suplemento diario durante el embarazo. Además, se puede reducir el riesgo de otras malformaciones congénitas con una adecuada ingesta de ácido fólico durante el embarazo.

Contrariamente a los bien estudiados efectos positivos, poca investigación se llevó a cabo sobre los posibles efectos adversos del suplemento de ácido fólico durante el embarazo. El ácido fólico tiene la función de dador de metilos en las reacciones bioquímicas, y existen hipótesis de que a través de la metilación del ADN, una dieta rica en dadores metilos podría aumentar el riesgo de desarrollar enfermedades alérgicas, como se ha visto en ratones.

Para el entender de los autores, sólo dos estudios han investigado la relación entre el suplemento de ácido fólico durante el embarazo y las enfermedades de las vías respiratorias en niños. Haberg y col. demostraron que el suplemento precoz con ácido fólico en el embarazo se asoció con un pequeño aumento del riesgo de sibilancias en los niños durante los primeros 18 meses de vida. Recientemente, Whitrow y col. observaron que el suplemento con ácido fólico al final del embarazo se asoció con un mayor riesgo de asma en la infancia.  Ninguno de los estudios en niños incluyeron mediciones de niveles maternos de ácido fólico en el embarazo, pero un estudio reciente en adultos encontró que la deficiencia de ácido fólico estuvo asociada con asma diagnosticada clínicamente.  Sin embargo, Granell y col. y Thuesen y col. no encontraron evidencia de asociación entre la alteración del metabolismo del folato y el desarrollo de atopía en niños o en adultos.  Más recientemente, Haberg y col., en un estudio observacional, demostraron que los altos niveles plasmáticos de folatos en las madres (>17,84nmol/L) en el segundo trimestre del embarazo se asociaban con un aumento del riesgo de asma en los hijos a los 3 años de edad.

El presente estudio tiene como objetivo investigar prospectivamente la relación entre el uso materno de ácido fólico durante el embarazo y el desarrollo de manifestaciones atópicas, incluyendo eccema, dermatitis atópica (DA), nivel de inmunoglobulina E (IgE) total, sensibilización alérgica (IgE específica), sibilancias y asma y de la función pulmonar hasta la edad de 6 a 7 años, utilizando un cuestionario sobre el uso de suplementos de ácido fólico, así como medidas del nivel intracelular de ácido fólico (NIAF) en sangre.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2021