La efectividad y las dudas | 15 DIC 21

Covid-19: Omicron y la necesidad de refuerzos

Se han administrado más de 365 millones de dosis de refuerzo o terceras vacunas en todo el mundo. Pero, ¿qué protección ofrecen contra la última variante de covid?
Autor/a: Elisabeth Mahase  Fuente: BMJ  Covid-19: Omicron and the need for boosters

¿Omicron ha aumentado la necesidad de refuerzos?

Se han implementado dosis de refuerzo de las vacunas covid-19 en muchos países desde el verano debido a preocupaciones sobre la disminución de la inmunidad y el riesgo de otra ola de infecciones durante el invierno. Sin embargo, nuevas preocupaciones sobre la variante Omicron más transmisible y su aparente capacidad reducir la eficacia de la vacuna ha llevado a algunos países, incluido el Reino Unido, a acelerar el lanzamiento de refuerzos en un intento por mantener altos los niveles de inmunidad.

La Agencia de Seguridad Sanitaria del Reino Unido ha dicho que las primeras estimaciones indicaron que Omicron redujo significativamente la eficacia de las vacunas contra la infección sintomática, en comparación con la infección delta previamente dominante. Pero una dosis de refuerzo conduce a una efectividad de la vacuna de moderada a alta del 70% al 75%.

Aún no está claro si Omicron afectará la capacidad de las vacunas para proteger contra las admisiones hospitalarias y las muertes, pero la UKHSA dijo que, sobre la base de la experiencia pasada, esta protección "es probable que sea sustancialmente más alta que las estimaciones contra la enfermedad sintomática".

Gran parte de la atención se ha centrado en lo que está sucediendo en Sudáfrica, donde se detectó por primera vez el Omicron. Un estudio muy pequeño, publicado como preimpresión y en el que participaron solo 12 personas en Sudáfrica, indicó que las concentraciones de anticuerpos neutralizantes después de la vacuna Pfizer eran 41 veces más bajas en presencia de Omicron que las observadas con la variante de SARS-CoV- 2 que se generalizó en las primeras etapas de la pandemia (caracterizada por la sustitución de proteína de pico D614G).

Estos hallazgos han sido respaldados por el último informe (11 de diciembre) del estudio Com-COV2 del Reino Unido, que encontró una "caída sustancial en los títulos de neutralización" con la variante Omicron en personas que habían recibido dos dosis de las vacunas Pfizer o AstraZeneca. Los autores de esta preimpresión señalaron que algunos destinatarios no lograron neutralizar "en absoluto".

Dijeron que estos datos sugerían que Omicron estaba más "antigénicamente distante de la cepa de la vacuna SARS-CoV2 original que las cepas beta y delta anteriormente más distantes".

Los investigadores informaron: “Es probable que esto conduzca a un aumento de las infecciones en individuos previamente infectados o doblemente vacunados, lo que podría generar una nueva ola de infección, aunque actualmente no hay evidencia de un mayor potencial de causar una enfermedad grave, hospitalización o muerte. Sin embargo, debe tenerse en cuenta que una mayor transmisión conducirá inevitablemente a un mayor número de casos y una mayor carga para los sistemas de salud, incluso sin cambios proporcionales en la gravedad".

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2022