Deterioro cognitivo | 02 FEB 17

Las mentes ocupadas podrían combatir mejor la demencia

El uso de computadoras, las manualidades, las actividades sociales y los juegos parecen mejorar la salud cerebral

Las actividades mentalmente estimulantes pueden proteger al cerebro del envejecimiento, aunque una persona tenga una predisposición genética a la demencia o la enfermedad de Alzheimer, informa un nuevo estudio.

Las actividades que mantienen al cerebro ocupado (como usar una computadora, hacer manualidades, los juegos y participar en actividades sociales) parecen reducir el riesgo de declive mental relacionado con la edad en las personas de a partir de 70 años de edad, encontró el estudio de la Clínica Mayo.

"Ese tipo de actividad estimulante en que se participa comúnmente en realidad reduce el riesgo de que las personas desarrollen un deterioro cognitivo leve", afirmó el coautor del estudio, el Dr. Ronald Petersen, director del Centro de Investigación sobre la Enfermedad de Alzheimer de la Clínica Mayo en Rochester, Minnesota.

Los investigadores encontraron que los beneficios de la estimulación mental ayudaron incluso a las personas que portan la apolipoproteína E (APOE) E4, un factor de riesgo genético de la demencia y el Alzheimer.

En el estudio, los investigadores de la Mayo siguieron a más de 1,900 hombres y mujeres mentalmente sanos que participaron en el Estudio clínico sobre el envejecimiento de la Mayo durante un promedio de cuatro años. Su edad promedio al inicio del estudio era de 77 años.

En ese periodo, más de 450 participantes desarrollaron un deterioro cognitivo leve, que es un declive leve pero apreciable en la memoria y las habilidades de pensamiento y que podría ser el primer paso en el desarrollo de la demencia o de la enfermedad de Alzheimer.

Aunque el estudio no se diseñó para probar una relación causal, los que participaban con regularidad en ciertas actividades de estimulación de la mente tuvieron un riesgo más bajo de problemas de la memoria y el pensamiento. Por ejemplo, los investigadores observaron que el riesgo se redujo:

  • Un 30 por ciento con el uso de la computadora
  • Un 28 por ciento con las manualidades
  • Un 23 por ciento con las actividades sociales
  • Un 22 por ciento al jugar juegos

Los investigadores encontraron que las personas que realizaban esas actividades al menos una a dos veces por semana presentaban un declive menor en la memoria y las habilidades de pensamiento que las que hacían esas actividades solo dos o tres veces al mes o menos, anotó el autor principal, el Dr. Yonas Geda, en un comunicado de prensa de la Mayo. Geda es psiquiatra y neurólogo conductual en el campus de Arizona de la Clínica Mayo.

Leer libros y periódicos con regularidad no pareció ofrecer los mismos beneficios de pensamiento y memoria, sugirió el estudio.

Las personas con el factor de riesgo genético APOE E4 recibieron cierta protección del declive mental si usaban una computadora o hacían actividades sociales, añadieron los investigadores.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

CONTENIDOS RELACIONADOS
AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2022