Lo más destacado de un encuentro mundial | 08 NOV 22

American Heart Association Sesiones científicas 2022

Las novedades de uno de los congresos más importantes de la agenda anual
Vacunas ARN COVID

El riesgo de inflamación del corazón sigue siendo raro después de la tercera dosis de la vacuna COVID-19

Una tercera dosis de la vacuna contra el COVID-19 de Moderna o Pfizer no presenta más riesgo de inflamación cardíaca que una segunda dosis, sugiere un estudio de gran tamaño. Los hallazgos podrían ayudar a disipar las preocupaciones sobre el aumento del riesgo con cada dosis adicional.

Los casos eran raros. La mayoría apareció dentro de los siete días posteriores a la vacunación y los pacientes se recuperaron, encontró el estudio, que se presentó en las Sesiones Científicas de la American Heart Association. El trabajo se considera preliminar hasta que los resultados completos se publiquen en una revista revisada por pares.

Los investigadores examinaron los registros de salud de millones de habitantes del sur de California para ver si las terceras dosis de las vacunas, que usan tecnología de ARNm para activar las defensas del cuerpo contra el coronavirus, estaban relacionadas con la miocarditis, una inflamación del músculo cardíaco.

"Es una pregunta importante porque, dado que se recomiendan dosis adicionales de vacunas de ARNm de COVID-19, es esencial monitorear su seguridad", dijo el Dr. Mingsum Lee, investigador principal del estudio y cardiólogo del Centro Médico Kaiser Permanente de Los Ángeles.

Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, la miocarditis se ha considerado un efecto secundario potencial raro pero grave de la vacuna contra el COVID-19, más a menudo después de una segunda dosis que después de la primera.

Lee y sus colegas examinaron los registros de adultos que formaban parte del plan de salud de Kaiser Permanente del sur de California y recibieron al menos una dosis de vacuna entre el 14 de diciembre de 2020 y el 18 de febrero de 2022, antes de que las formulaciones de refuerzo "bivalentes" actualizadas estuvieran disponibles. La mediana de edad de los estudiados fue de 47 años. Alrededor del 54% de las personas estudiadas eran mujeres; 39% eran hispanos; el 30% eran blancos; el 13% eran asiáticos; y el 7% eran negros.

Los investigadores buscaron en los registros médicos de personas hospitalizadas por miocarditis dentro de los 21 días posteriores a recibir la vacuna de Pfizer o Moderna.

Entre los más de 3 millones de miembros que recibieron la primera dosis, seis personas fueron hospitalizadas por miocarditis. Entre los 2,9 millones que recibieron una segunda dosis, 26 desarrollaron miocarditis que requirió hospitalización, 21 casos de los cuales ocurrieron dentro de los siete días. Entre los 1,4 millones que recibieron una tercera dosis, nueve fueron hospitalizados por miocarditis, y siete de esos casos surgieron en una semana.

En comparación con lo que se hubiera esperado en la misma población durante un período de un año antes de la pandemia, la incidencia de miocarditis fue cuatro veces mayor después de la segunda dosis y 2,6 veces mayor después de la tercera dosis.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

CONTENIDOS RELACIONADOS
AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2022