Después de un diagnóstico las tasas son más bajas | 12 ABR 18
Las familias con niños autistas se vacunan menos
Los niños con TEA y sus hermanos menores fueron subvacunados en comparación con los niños no afectados
Autor: Ousseny Zerbo, PhD; Sharareh Modaressi, MPH; Kristin Goddard, MPH; et al Vaccination Patterns in Children After Autism Spectrum Disorder Diagnosis and in Their Younger Siblings

A pesar de la abrumadora evidencia que muestra que no existe un vínculo entre la vacunación y el trastorno del espectro autista (TEA), las preocupaciones de los padres y la vacilación de la vacunación persisten.

Para examinar si un diagnóstico de TEA afecta la tasa de vacunación infantil posterior, los investigadores revisaron retrospectivamente los registros de inmunización de más de 3700 niños (18% niñas) nacidos entre 1995 y 2010 que recibieron un diagnóstico de TEA antes de los 5 años y un grupo similar de casi 600,000 niños sin ASD (42% niñas). También se revisaron los registros de inmunización de los hermanos menores de ambos grupos.

Los niños subvacunados corren el riesgo de sufrir enfermedades graves y posiblemente mortales

Los niños con ASD fueron significativamente menos propensos a haber recibido todas las vacunas recomendadas entre las edades de 4 y 6 años (DTaP, IPV, MMR, VZV) en comparación con los controles (82% frente a 94%). Esto también se aplica a la recepción de vacunas específicas, incluida la vacuna MMR (84% frente a 96%).

Las tasas de vacunación no difirieron entre los grupos para las vacunas recomendadas entre las edades de 11 a 12 (VPH, MCV4, Tdap).

Las tasas de vacunación fueron significativamente menores en hermanos menores de niños con TEA en comparación con los hermanos menores de niños sin TEA, y la diferencia en la proporción de hermanos totalmente vacunados fue mayor para hermanos menores de 12 meses (73% vs. 85%) pero también fue significativo para hermanos de 1 a 2 años (60% frente a 71%) y entre 4 y 6 años (83% frente a 95%).

Este gran estudio multicultural encontró que los niños con TEA y sus hermanos más jóvenes fueron subvacunados en comparación con la población general, lo que sugiere que están en mayor riesgo de
enfermedades prevenibles por vacunación.

Aunque no conocemos todos los factores que están contribuyendo a la subvacunación entre niños con TEA,
los resultados de nuestros estudios sugieren que la denegación parental de la vacuna puede tener un papel.

Estudios previos informaron que una gran proporción de los padres de niños con TEA consideran que las vacunas contribuyeron al ASD de su hijo, y en consecuencia cambiaron o discontinuaron la vacunación, lo que sugiere que las estrategias actuales para abordar la vacilación respecto de las vacunas no han sido efectivas para los padres de niños con ASD.

Nuevas estrategias, incluido el establecimiento o la promoción de un mejor diálogo entre padres, profesionales de la salud, y las autoridades de salud pública, pueden ser necesarias para aumentar el consumo de vacunas en poblaciones con baja adherencia.


COMENTARIO

Los niños subvacunados corren el riesgo de sufrir enfermedades graves y posiblemente mortales. Aunque la mayoría de los padres entienden la importancia de la vacunación e inmunizan a sus hijos por completo, en familias con niños con TEA, las tasas de vacunación pueden ser más bajas, especialmente entre los niños pequeños.

Los proveedores de atención médica deberían ampliar sus conversaciones con estas familias para informarles mejor sobre los riesgos conocidos del autismo, las vacunas no entre ellos.

 

Comentarios

Usted debe ingresar al sitio con su cuenta de usuario IntraMed para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión. Si ya tiene una cuenta IntraMed o desea registrase, ingrese aquí