Conclusiones del estudio PURE en 5 continentes | 01 SEP 17

Los carbohidratos más peligrosos que las grasas

Un estudio sobre la dieta en 18 países de 5 continentes con seguimiento de 7 años encuentra que los carbohidratos se asocian a mayor mortalidad que las grasas
17
14

Un gran estudio realizado en 18 países podría transformar las ideas actuales sobre la nutrición.

La nueva investigación sugiere que no es la grasa de la dieta lo que aumenta el riesgo de muerte prematura, sino que los carbohidratos en exceso, sobre todo los carbohidratos refinados y procesados, podrían ser el verdadero culpable.

La investigación también encontró que comer frutas, verduras y legumbres puede reducir el riesgo de morir de forma prematura. Pero tres o cuatro porciones al día parecieron ser bastantes. Las porciones adicionales no parecieron ofrecer un mayor beneficio.

¿Qué quiere decir todo esto para usted?

Comerse una hamburguesa con queso no es malo, y añadir lechuga y tomate sigue siendo bueno, pero un exceso de pan de harina blanca para la hamburguesa podría aumentar su riesgo de morir de forma prematura.

Las personas con una ingesta alta de grasa (más o menos un 35 por ciento de la dieta diaria) tenían un riesgo de muerte prematura un 23 por ciento más bajo, y un riesgo de accidente cerebrovascular un 18 por ciento más bajo, frente a las personas que menos grasa comían, señaló la autora líder, Mahshid Dehghan, investigadora en el Instituto de Investigación sobre la Salud de la Población de la Universidad de McMaster, en Ontario.

Los investigadores también anotaron que una ingesta muy baja de grasas saturadas (de menos del 3 por ciento de la dieta diaria) se asoció con un riesgo más alto de muerte en el estudio, en comparación con las dietas que contenían hasta un 13 por ciento diario.

Al mismo tiempo, las dietas ricas en carbohidratos (que contenían en promedio un 77 por ciento de carbohidratos) se asociaron con un aumento del 28 por ciento en el riesgo de muerte, frente a las dietas bajas en carbohidratos, señaló Dehghan.

"El estudio mostró que al contrario de lo que popularmente se cree, un mayor consumo de grasas en la dieta se asocia con un riesgo más bajo de morir", dijo Dehghan.

"No encontramos evidencias de que por debajo de un 10 por ciento de energía a partir de la grasa saturada sea beneficioso, y reducir por debajo de un 7 por ciento podría incluso resultar nocivo. Unas cantidades moderadas, sobre todo acompañadas de una ingesta más baja de carbohidratos, probablemente sean lo óptimo", planteó.

Esos resultados sugieren que las principales organizaciones de la salud quizá deban replantear sus directrices dietéticas, anotó Dehghan.

Pero no todo el mundo está listo para descartar las directrices dietéticas actuales.

El Dr. Christopher Ramsden es investigador clínico en el Instituto Nacional Sobre el Envejecimiento de EE. UU. "Se necesita mucha más información. Hicieron un gran trabajo y sacarán mucha más información durante años, pero es difícil en este momento convertirlo en recomendaciones sobre la comida", comentó.

"De verdad resalta la necesidad de ensayos aleatorios controlados bien diseñados para responder a algunas de esas preguntas", añadió Ramsden.

Los investigadores anotaron que su estudio no observó los tipos específicos de alimentos de los cuales se derivaban los nutrientes. Y Bethany O'Dea dijo que eso constituye "un fallo importante desde un punto de vista la nutrición". O'Dea es dietista cardiotorácica en el Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York.

Pero no renuncie a las frutas, verduras y legumbres, que siguen siendo buenas

"Por ejemplo, comer un carbohidrato saludable como una manzana tiene una nutrición más densa, y es mejor para uno, que comerse una bolsa de papitas fritas", dijo O'Dea.

"El estudio tampoco tomó en cuenta las grasas trans, y muchas evidencias apuntan a que son malsanas y contribuyen a la enfermedad cardiovascular", apuntó.

Las directrices globales actuales recomiendan que de un 50 a un 65 por ciento de las calorías diarias de una persona provengan de los carbohidratos, y menos de un 10 por ciento de las grasas saturadas, dijeron los investigadores.

Dehghan sugirió que "las mejores dietas incluyen carbohidratos y grasas en equilibrio, con más o menos entre un 50 y un 55 por ciento de carbohidratos y un 35 por ciento de grasas en total, incluyendo tanto las grasas saturadas como las insaturadas".

Todos los alimentos contienen tres macronutrientes principales que son esenciales para la vida: grasas, carbohidratos y proteínas. Las cantidades óptimas que una persona debe comer han sido tema de debate durante décadas, y a lo largo del tiempo el péndulo ha cambiado de las dietas bajas en grasas a las dietas bajas en carbohidratos.

En este estudio, Dehghan y sus colaboradores siguieron la dieta y la salud de más de 135,000 personas, de 35 a 70 años, de 18 países de todo el mundo, para obtener una perspectiva global sobre los efectos de la dieta en la salud.

Los participantes ofrecieron información detallada sobre su estatus socioeconómico, estilo de vida, historial médico y salud actual. También completaron un cuestionario sobre su dieta regular, lo que los investigadores utilizaron para calcular sus calorías diarias a partir de las grasas, los carbohidratos y las proteínas.

El equipo de investigación siguió entonces la salud de los participantes durante un promedio de siete años, con visitas de seguimiento al menos cada tres años.

Los investigadores encontraron que las dietas ricas en carbohidratos eran comunes: más de la mitad de las personas derivaban un 70 por ciento de sus calorías diarias de los carbohidratos.

Las dietas ricas en carbohidratos se han vinculado con aumentos tanto en el colesterol en la sangre como en los componentes químicos del colesterol, aclaró Dehghan.

Mientras los expertos siguen discutiendo sobre cuál es la mejor dieta, ¿qué debe usted comer?

O'Dea dijo que "la dieta debe consistir en carbohidratos saludables, proteína magra, y bastantes frutas y verduras. Recuerde evitar los refrigerios procesados que contengan grasas trans y saturadas, y elija una fuente de carbohidratos saludables".

El estudio fue presentado el martes en la reunión anual de la Sociedad Europea de Cardiología (European Society of Cardiology), en Barcelona, España. La investigación aparece como dos estudios en la edición en línea del 29 de agosto de la revista The Lancet.


FUENTES: Mahshid Dehghan, Ph.D., investigator, Population Health Research Institute, McMaster University, Ontario; Christopher Ramsden, M.D., clinical investigator, U.S. National Institute on Aging; Bethany O'Dea, R.D., cardiothoracic dietitian, Lenox Hill Hospital, New York City; Aug. 29, 2017, presentation, European Society of Cardiology meeting, Barcelona; Aug. 29, 2017, The Lancet

Comentarios

Usted debe estar registrado para expresar su opinión. Si ya es usuario de IntraMed o desea registrase como nuevo usuario, ingrese aquí
Lic. HUMBERTO NOÉ GONZÁLEZ IBARRA   Hace 6 días
Me parece interesante la opcion aunque no se debe de dejar de investigar las recomendaciones de porciones adecuadas para nuestras dietas estan sustentadas en muchos estudios por lo cual uno solo que diga lo contrario siempre se debe corriborar
Dr. Hugo Rengifo Cuéllar   Hace 11 días
Tipico , trabajo de investigación del primer mundo, en que solo basándose enreferenci estaditicas ,quieren sacar conclusiones que muchas veces pueden ser erróneas, Como dice el dr Ramsdem, faltan estudios mas puntuales y mejor elaborados, y como asevera Dean, hay fallas garrafales y lo peor es que este tipo de trabajos y sus resultados son seguidos a pie juntillas como si fueran la biblia o el corán ,por los estudiantes y profesionales de la salud del segundo y tercer mundo. Como se sabe la estadistica es una de las tres profesiones mas engañosas del momento (las otras son la contabilidad y el derecho). con los mismos datos y argumentos o variandolos muy poco, puedes dar por sentada una vinculacion que nunca existió, declararte en bancarrota o traslucir bonanza económica o ser inocente o culpable.
Dr. Felipe Cisneros Rangel   Hace 13 días
Buen artículo aunque tienen que hacerse todavía más investigaciones comparativas bien planteadas de los daños que causan los carbohidratos en la dieta y sus cantidades y tipo deos mismos contra el daño que causan las grasas en la dieta la cantidad de grasa y el tipo de esta grasa.
Dra. Delfina Hernandez Picie   Hace 14 días
La obesidad es un problema de la actualidad y pienso que es la FALTA del EQUILIBRIO en los nutrientes y el sedentarismo . Se descalifica mucho los carbohidratos ( pan ) y en la historia el pan fue de los primeros alimentos procesados en la historia de la humanidad .
El pan acompaña a la alimentación de la humanidad desde 8000 a. C. Se sabe que la introducción del cereal en la dieta humana aparece en el ser humano primitivo cuando este deja de ser nómada para ser sedentario. Y había menos obesidad.
Dr. Bernardo Rubén Bur   Hace 15 días
Felicito este espacio y solicito se me tenga informado sobre toda la información científica y de experiencias útiles para el manejo diario de la medicina clínica y cardiológica, en especial, y de la medicina general.
Dr. Bernardo Rubén Bur
Dr. Johnny Jorge Díaz Mendoza   Hace 16 días
Como aporte menciono que según estudios una persona promedio de un país occidental en 1810 consumía aproximadamente 7 kilos de azúcar al año y en el 2005: 68 kilos; aparte de harinas refinadas y otros carbohidratos; y, sumado al exagerado consumo de grasas animales no esenciales y pocas y desproporcionadas grasas esenciales (omega 3,6,9).Después de la II Segunda Guerra Mundial aumentaron progresivamente la obesidad, ldiabetes, cáncer, enf. cardiovasculares y neurodegenerativas
Dr. Sergio Vega Molina   Hace 16 días
Este estudio no hace mas que reafirmar lo que se viene sosteniendo desde hace ya muchos años, tras comprobar que los estudios del Dr. Ancel Keys fueron dirigidos a un resultado predeterminado favoreciendo su propia hipotesis y favoreciendo la industria alimentaria de los carbohidratos. Al fin la ciencia medica va corrigiendo magno error.
Dra. Liliana Carolina Padilla Joya   Hace 16 días
Los azucares tienen un gran poder de adiccion (8veces mas que la heroina)
Por lo que estoy de acuerdo con lo que menciono el colega venezolano; debería de haber mejores politicas de intervenciòn de parte de los gobiernos de esa manera incluso se prevendfua la gran sunami pandemia tenemos de diabetes mellitus, HTA y/o otras enfernedades cronico degeberativas
Dr. Mao Lenin Abreu Avila   Hace 17 días
Es como siempre un tema interesante, considero que no hay que olvidar que la alimentación es balanceada, y su relación con el ciclo circadiano; por otra parte pienso que es un problema de salud pública que como tal entonces debería de haber más intervención de los gobiernos de todo el mundo y hacerle frente a la gran industria de los alimentos y a su gran promoción de su consumo.
Dr. Howard Franklin Crawford Chaux   Hace 17 días
La grasa saturada siempre tiene su feedback más expedito q el de los carbohidratos q tienden incluso a crear adicción.. los carbohidratos siempre serán la puerta trasera por dónde se produce la obesidad mucho más q por la vía directa del consumo de grasa . Todo en sus justas proporciones y sin miedo a la grasa excepto las trans.
Dr. Jose Cortes Ruizcalderon   Hace 17 días
hace unos anos como 5 se publico una dieta de un polaco para bajar de peso que todos decian que era un loco pero parece que estaba en lo cierto su dieta consistia em comer grasas manteca de puerco con huevos fritos dsbs prioridad a las grasas parece que el polaco esta en lo cierto no re cuerdo bien pero se que era dieta a base de grasas

Dr. Fernando Jose Cruz Cooke   Hace 18 días
Las investigaciones están poniedo en jaque varios paradigmas nutricionales del siglo xx.
Coincido en la necesidad de poner énfasis en la calidad de los alimentos situación harto difícil considerando la pugna de intereses en juego.
Dr. Sergio Gabriel Vergara   Hace 18 días
Muy interesante. Sólo que el título muy marketinero, pero es un tanto tendencioso en sacar conclusiones erróneas si no se lee atentamente. La calidad de los alimentos y la proporción es en definitiva lo más importante.
Lic. Susana Beatriz Zelada   Hace 21 días
Coincido en el aporte del Dr.Ortíz, el estudio de las patologías y como la alimentación incide en la misma, debe dejar de ser centrada solo en el hombre, sino que debe contemplar el sinfin de variables de un contexto sociohistóricocultural que no debe dejarse de lado, para entender la problemática de la salud en su verdadera dimensión.
Dr. Gabriel Fabian Ortiz   Hace 21 días
Es bueno el informe y que se continúe buscando como mejorar la ingesta de alimentos saludables ,pero también se debe ver los aspectos asociados medioambientales y culturales ,estado de animo etc, que determinan lo que se ingiere ,o se elige.
Dr. Otoniel Rodriguez Sauceda   Hace 21 días
El glúten ha sido asociado no solo a un proceso inflamatorio metabólico sino a posible origen de las enfermedades autoinmunes que cada vez con más frecuencia se presentan en la consulta diaria y cada vez resulta m{as difícil su diagnóstico.
Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2017