Manejo de la enfermedad renal crónica - IntraMed - Artículos
IntraMed
 
INGRESAR
¿Olvidó su contraseña?
Regístrese ahora
Contáctenos
Centro de ayuda
  Inicio
 Artículos
 Puntos de vista
 Entrevistas
 Noticias médicas
 Campus Virtual
 Journal
 Biblioteca Virtual
 Investigaciones
 Foros
 Eventos
 Vademécum
 Arte & Cultura
 Tecnología
 » Enlaces
 » Encuestas
 » Clasificados
 » Pág. Profesionales
 » Tarjetas Virtuales
Artículos
       (16)   (49)   
  
18 ENE 10 | Guía de la Sociedad Canadiense de Nefrología
Manejo de la enfermedad renal crónica
En esta revisión se incluyen las recomendaciones sobre el manejo de diversas anormalidades, estrategias para el tratamiento y la frecuencia del seguimiento.

Dres. Adeera Levin, Brenda Hemmelgarn, Bruce Culleton, Sheldon Tobe, et al.
CMAJ • NOVEMBER 18, 2008 • 179(11) 1155
 

En esta revisión se incluyen las recomendaciones sobre el manejo de diversas anormalidades, estrategias para el tratamiento y la frecuencia del seguimiento. La ERC coexiste con la enfermedad cardiovascular y la diabetes y es un factor de riesgo de mortalidad general y cardiovascular. En la actualidad, la ERC se define por la presencia de daño renal durante más de 3 meses. En los adultos, un índice de filtración glomerular (IFG) <60 mL/min/1,73 m2 se considera anormal, aunque también es anormal un IFG >60 mL/min/1,73 m2 acompañado por anormalidades del sedimento urinario o en la imágenes o, anormalidades en la biopsia renal.

La Sociedad Canadiense de Nefrología ha desarrollado una guía nueva para el manejo de la enfermedad renal crónica (ERC). En el Reino Unido, Australia y Estados Unidos se ha desarrollado una guía clínica que no incluye la diálisis por lo tanto, la guía canadiense es especial pues incluye la evaluación profunda de un amplio espectro de tópicos, basada en las más modernas evidencias.

Conceptos principales

• La ERC es común y se asocia con mayor riesgo de enfermedad cardiovascular.

• La atención de los factores de riesgo cardiovasculares sigue siendo muy importante para retrasar la progresión de la ERC y prevenir los cuadros cardiovasculares.

• Faltan estudios clínicos aleatorizados por lo que las recomendaciones de la guía están basadas en una síntesis de la mejor evidencia disponible.

 Es importante que la atención de los pacientes con ERC esté compartida por médicos generales y especialistas.

Desde que se utiliza con más frecuencia el IFG estimado, la prevalencia de deterioro de la función renal también es mayor. En Estados Unidos, la National Kidney Foundation ha clasificado la ERC de la siguiente manera:

Clasificación de los estadios de la enfermedad renal crónica*

Estadio

Descripción

IFG mL/min/1.73m2

1 Daño renal+ con IFG normal a aumentado > 90
2 Daño renal+ con IFG disminuido 60-89
3 IFG moderadamente disminuido 30-59
4 IFG muy disminuido 15-29
5 Insuficiencia renal <15 (o diálisis)

*Daño renal o IFG <60 mL/min/1.73 m2 durante 3 meses o más
+Anormalidades anatomopatológicas o marcadores de lesión (proteinuria, sedimento urinario patológico: eritrocitos, cilindros hemáticos o leucocitarios, leucocitos) o, imágenes anormales (cicatrices o hipoplasia renal en la ecografía o quistes bilaterales (riñón poliquístico)

La mayoría de los pacientes con ERC morirá por cuadros cardiovasculares antes de llegar a la etapa de nefropatía terminal. Por lo tanto, es importante incluir en el manejo de estos pacientes la atención de los factores de riesgo cardiovasculares.

Recomendaciones clínicas

Existe una guía para médicos generales que establece las causas de derivación al nefrólogo. La ERC no requiere ser derivada al nefrólogo hasta que no se torne persistente y el IFG sea <30 mL/min/1,73 m2

Hipertensión

Afecta al 75% de los pacientes con ERC de cualquier estadio. Es al mismo tiempo causa y consecuencia de la nefropatía.

Guía para el tratamiento de la hipertensión en pacientes con ERC

Pacientes no diabéticos
• En pacientes con ERC y proteinuria (relación albúmina:creatinina ≥30 mg/mmol): antihipertensivos (IECA. Si hay intolerancia a IECA indicar BRA.   
• Mantener la presión arterial < 130/80 mm Hg.
• En pacientes con ERC sin proteinuria (relación albúmina:creatinina <30 mg/mmol): antihipertensivos incluyendo IECA, un BRA, un diurético tiazídico, un bloqueante de los canales de calcio (para ≤60 años).
Pacientes diabéticos
• Antihipertensivos (IECA o BRA)
• Presión arterial <130/80 mm Hg.
Pacientes con macrovasculopatía renal
La hipertensión renovascular debe ser tratada de la misma manera que en los no diabéticos y la ERC no proteinúrica pero hay que tener precaución con los IECA o los BRA cuando existe insuficiencia renal aguda.

IECA: inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina.
BRA: bloqueantes de los receptores de angiotensina

Diabetes

Los pacientes con diabetes tienen mayor riesgo de ERC y cuadros cardiovasculares. En ellos, el control de la glucemia puede ser difícil debido a la mayor sensibilidad a los regímenes convencionales requiriéndose la adaptación alimentaria y una estricta dedicación a la complejidad de su asistencia.

Para los diabéticos tanto obesos como no obesos, el hipoglucemiante más apropiado es la metformina por su costo y efectividad. Una revisión no halló casos fatales o no fatales de acidosis láctica por metformina. Se cree que los casos conocidos de acidosis láctica por metformina se deben a que actúa como un factor coprecipitante.

Guía para el tratamiento de la diabetes en pacientes con ERC

Control glucémico
• Glucemia en ayunas <72-109,8 mg/dL. HbA1C: 7%.
• Control de la hipertensión y los riesgos cardiovasculares. Se recomiendan: IECA, BRA, estatinas y AAS.

Metformina en diabetes mellitas 2 (DM2)
• Para la mayoría de los pacientes con DM2 y ERC en estadios 1 o 2, que tienen función renal estable desde los 3 meses previos.
• Continuar la metformina en pacientes con función renal estable desde los 3 meses previos.

 Recomendaciones clínicas: suspender la metformina ante alteraciones agudas de la función renal o trastornos que pueden precipitar esas alteraciones (trastornos gastrointestinales o deshidratación) o causar hipoxia (insuficiencia cardíaca o respiratoria). Precaución en pacientes tratados con IECA, BRA, antiinflamatorios no esteroides o diuréticos o, después de la administración de medios de contraste. Peligro de acumulación de ácido láctico

Elección de otros hipoglucemiantes
• Elegir el hipoglucemiante (incluida la insulina) para cada paciente individual, teniendo en cuenta la función renal y la comorbilidad.
• Evaluar sistemáticamente el riesgo de hipoglucemia. Educar al paciente para que pueda reconocer, detectar y tratar su hipoglucemia.

Recomendaciones clínicas: para los pacientes con ERC se prefieren las sulfonilureas de acción corta (por ej., glicazida).

Pacientes diabéticos
• Los antihipertensivos deben incluir IECA o BRA.
• Presión arterial < 130/80 mm Hg

Pacientes con macrovasculopatía renal
• La hipertensión renovascular debe tratarse en forma similar en los no diabéticos y en la ERC no proteinúrica. Precaución con el uso de IECA o BRA por el riesgo de insuficiencia renal aguda.

IECA: inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina.
BRA: bloqueantes de los receptores de angiotensina

Dislipidemia

La prevalencia de dislipidemia es elevada en los pacientes con ERC. Lamentablemente, la evidencia en estos casos es limitada porque los trabajos sobre el control de la dislipidemia excluyen a los pacientes con ERC. De todos modos, los especialistas aconsejan seguir las recomendaciones para la población general, teniendo en cuenta además que hay un subgrupo de pacientes que se beneficia con el uso de estatinas.

Guía para el tratamiento de la dislipidemia en pacientes con ERC

Pesquisa
• Colesterol total, colesterol LDL y HDL, en ayunas en ERC estadios 1-3.
• En adultos con ERC grado 4 esta pesquisa solo se hará si los resultados pueden influir la decisión de iniciar o modificar el tratamiento hipolipemiante.

Frecuencia de la determinación del perfil lipídico
• El análisis se hará después de un ayuno nocturno de 12 horas.
• Cada 6-12 meses luego de iniciado o modificado el tratamiento.

Tratamiento
• ERC en estadios 1-3: estatinas en dosis similares a las indicadas en la población general
• ERC estadio 4: titular la dosis de estatina para alcanzar un nivel de colesterol LDL <77 mg/dL y una relación de colesterol total a HDL <154,32 mg/dL.
• Gemfibrozil (1.200 mg/día) es una alternativa de la estatina.
• Trigliceridemia en ayunas > 500 mg/dL en cualquier estadio de la ERC: modificación del estilo de vida, gemfibrozil o niacina, para reducir el riesgo de pancreatitis aguda.
• La evidencia actual no avala el tratamiento de la hipertrigliceridemia como estrategia para reducir el riesgo cardiovascular.

Control de los efectos adversos de la medicación
• No es necesario el control seriado de la CK y la alanino aminotransferasa para los pacientes con ERC asintomática (cualquier estadio) que reciben un dosis baja a moderada de estatina (20 mg/día simvastatina o atorvastatina o, dosis equivalente de otra estatina).
• Pacientes con ERC estadio 4 que reciben 40 mg/día de simvastatina o atorvastatina, o equivalente: determinar la CK cada 3 meses.
• Pacientes con ERC estadio 4: no administrar estatinas y fibratos simultáneamente por riesgo de rabdomiólisis.
• El gemfibrozil es seguro para pacientes con ERC. Evitar otros fibratos (fenofibrato) o reducir su dosis al mínimo en pacientes con ERC grados 2-4, por riesgo de toxicidad.

CK: creatinfosfokinasa

Manejo del estilo de vida

Es muy importante, teniendo en cuenta también los factores de riesgo de enfermedad cardiovascular que acompañan a la ERC.

Modificaciones del estilo de vida

• Cesación de fumar

 Reducción de peso (especialmente en hipertensos)
Mantener un peso saludable (IMC: 18.5–24.9 kg/m2)
Circunferencia de cintura: ♂ 102 cm; ♀ 88 cm.
Aconsejar 30-60 minutos de ejercicio moderado, 4-7 días/semana

 Dieta hipoproteica
0.80–1.0 g/kg/día
En dietas con >70 g/kg/día: controlar los marcadores clínicos y bioquímicos de las deficiencias nutricionales.

Ingesta de sal
 Para prevenir la hipertensión: < 100 mmol/día
 Hipertensos: 65-100 mmol/día

 Ingesta de alcohol
Para reducir la presión arterial, la guia recomienda la restricción alcohólica para normotensos e hipertensos: ♂ adultos sanos ≤2 bebidas /día o. ≤14 bebidas por semana.; ♀ ≤9 bebidas por semana.

Proteinuria

La proteinuria es un marcador del daño renal y un factor de riesgo importante de progresión de la ERC como así de la morbilidad y mortalidad cardiovascular. La presencia de proteinuria en 2 de 3 análisis de orina consecutivos indica proteinuria persistente con cualquier grado de IFG. El método preferido para la detección de proteinuria es una determinación al azar de la relación proteína urinaria:creatininemia o, albúmina:creatinina. En la actualidad no se recomienda la pesquisa de proteinuria en la población. Tanto los IECA como los BRA son efectivos para reducir la proteinuria.

Anemia

La anemia es prevalente en los pacientes con un IFG estimado <50 mL/min/1,73 m2. En la ERC se asocia con mala evolución, incluyendo internaciones, enfermedad cardiovascular y mortalidad. Aunque en esta población la deficiencia de eritropoyetina es una causa bien conocida de anemia, las guías recomendaban investigar otras causas (por ej., deficiencia de hierro) y tratarla en consecuencia. Hasta el momento, los tratamientos para normalizar el nivel de hemoglobina no han sido efectivos. Estas terapias se han asociado con mayor incidencia de muerte o necesidad de diálisis. Se recomienda mantener el nivel de hemoglobina en 110 g/L. Los estimulantes de la eritropoyesis pueden tener efectos adversos como aumento de las complicaciones de la presión arterial y trombóticas. Los autores recomiendan hierro oral en vez de la vía intravenosa. Se recomienda que la administración de eritropoyetina esté bajo control del nefrólogo.

Metabolismo mineral

La función excretora renal es muy importante en el mantenimiento del equilibrio fosfo-cálcico. La progresión de la ERC lleva a la hiperfosfatemia y la hipocalcemia, una alteración metabólica que representa un papel importante en la fisiopatología de la calcificación vascular y la enfermedad ósea. La enfermedad ósea puede estar incrementada en presencia de acidosis y puede ser tratada con bicarbonato por vía oral. El riñón también es el sitio donde la vitamina D toma su forma activa (calcitriol). En la ERC, la deficiencia de calcitriol promueve la hiperplasia paratiroidea y la mayor síntesis de hormona paratiroidea (PTH), lo que finalmente conduce al hiperparatiroidismo secundario.

Guía para la evaluación y tratamiento de las anormalidades del metabolismo mineral en la ERC

Evaluación y objetivos terapéuticos
• En la ERC en estadios 4-5; adultos en estadio 3 y declinación progresiva de la función renal: determinar la calcemia, fosfatemia y nivel de PTH.
• Mantener la fosfatemia dentro de sus límites normales.
• Los niveles de PTH intacta pueden estar por encima de los valores normales pero se desconoced el nivel deseado de PTH intacta sérica.

Opciones terapéutica
• Restricción del fosfato de la dieta
• Si la dieta falla en el control de la hiperfosfatemia, y en ausencia de hipercalcemia, agregar quelantes del P como el carbonato o el acetato de Ca. En presencia de hipercalcemia las dosis de estos últimos deben reducirse
• Corregir la hipocalcemia en pacientes con síntomas o si se acompaña de aumento de la PTH.
• Si la PTH intacta sérica es >53 pmol/L, considerar los análogos de la vitamina D cuya administración se suspenderá si aparecen hipercalcemia o hiperfosfatemia, o la PTH es <10.6 pmol/L. Tratamiento bajo control del especialista.
• No hay suficiente evidencia para recomendar quelantes del P que no contengan Ca, los nuevos análogos de la vitamina D o los calcimiméticos.

La guia aquí presentada ha incorporado recomendaciones para pacientes con indicación de diálisis

Guía para la preparación de pacientes con ERC que van a iniciar un tratamiento de reemplazo renal

Componentes del cuidado previo a la iniciación
• Si es posible, los pacientes con un IFG estimado <30 mL/min/m2 deben ser atendidos por un equipo interdisciplinario: médicos, enfermeras, dietistas y trabajadores sociales.
• Un programa de educación prediálisis debe incluir la modificación del estilo de vida, el manejo de la medicación, la modalidad de selección y el acceso vascular como así las opciones de trasplante renal.

Momento de la iniciación
• En la actualidad no hay evidencia para establecer cuál es el IFG con el cual se debe iniciar el tratamiento de reemplazo renal, en ausencia de complicaciones de la ERC.
• Los pacientes con un IFG estimado <20 mL/min/m2 puede requerir la iniciación de la terapia de reemplazo renal ante la presencia de: síntomas de uremia (luego de excluir otras causas), complicaciones metabólicas refractarias (hiperpotasemia, acidosis), sobrecarga de volumen (edema resistente o hipertensión) o, deterioro del estado nutricional refractario a la intervención dietética (determinado por la albuminemia, la masa corporal magra o el Subjective Global Assessment [Evaluación Global Subjetiva]). 
• No debe utilizarse el trasplante renal anticipado de donante vivo hasta que el IFG estimado sea <20 mL/min/m2 y haya evidencia de daño renal progresivo e irreversible en los 6-12 meses precedentes.

Manejo conservador de la enfermedad renal crónica

El manejo conservador se reserva para los pacientes que rechazan el trasplante renal o para aquellos que llegan al final de su vida luego de la etapa terapéutica

Manejo conservador de la enfermedad renal crónica

Estructura y proceso
• Los programas que brindan los prestadores para los pacientes con ERC progresiva que rechazan el trasplante renal y no hacen terapia de reemplazo renal deben garantizar que el paciente tenga acceso a un equipo interdisciplinario para el manejo conservador completo.

Planificación de los cuidados avanzados
• Todos los programas para pacientes con ERC y los prestadores deben tener un mecanismo por el cual desarrollar documentos y procesos para planificar anticipadamente la atención del paciente.

Componentes del manejo conservador completo
• Los protocolos deben incluir el manejo de los síntomas, atención psicológica y contención espiritual.

Atención del paciente terminal
• Debe haber una atención coordinada del paciente terminal y su familia.

Investigaciones futuras y brechas en el conocimiento

En la actualidad, la mejor evidencia disponible indica que el control de la presión arterial y la glucemia influirá mucho en la progresión de la ERC y la enfermedad cardiovascular. Sin embargo, la complejidad de esta condición requiere un conocimiento más profundo del valor absoluto y relativo de la identificación y tratamiento de una miríada de anormalidades clínicas y bioquímicas que ocurren en el contexto de la función renal deteriorada. Aunque los estudios retrospectivos o de observación y la investigación básica han generado datos que avalan la importancia de la anemia y las anormalidades de los lípidos y metabolismo mineral, es muy importante lograr una definición mejor de la importancia de estas alteraciones para cada estadio de la ERC. Por otra parte, se necesita desarrollar y evaluar los puntajes de riesgo de progresión, para que los recursos estén dirigidos directa y apropiadamente a los pacientes con mayor riesgo de progresión y no simplemente a los que tienen una reducción de la función renal o evidencia de daño renal. “Nosotros podemos identificar a los pacientes con riesgo de ERC que tienen enfermedad cardiovascular, diabetes o que pertenecen a un grupo étnico específico o tienen antecedentes familiares de ERC.

Podemos asegurar que los pacientes con ERC y cualquier factor de riesgo de enfermedad cardiovascular reciban un tratamiento intensivo y que la sensación de nihilismo terapéutico no nos anule el juicio y la atención clínica. Lo más importante es que la falta de evidencia no promueva más nihilismo sino que nos aliente para hacer estudios bien diseñados y aleatorizados que respondan los interrogantes importantes para esta población.”


♦ Traducción y resumen objetivo: Dra. Marta Papponetti. Especialista en Medicina Interna

→ Referencias Bibliográficas en fomato pdf


 
       (16)   (49)   
  

Contenidos relacionados
Los editores le recomiendan continuar con las siguientes lecturas:
» Enfermedad renal crónica (guía de práctica clínica) (Artículos)
» Enfermedad Renal Crónica (Artículos)
» Enfermedad renal diabética: actúe ahora o pague luego (Artículos)
» Registro Argentino de Diálisis Crónica (Artículos)
» El riñón del envejecimiento (Artículos)
» Preeclampsia y el riesgo de insuficiencia renal terminal (Artículos)
» Insuficiencia renal aguda (Artículos)


 Comentarios de los lectores
 

Usted debe estar registrado para expresar su opinión.
Si ya es usuario de IntraMed o desea registrase como nuevo
usuario, ingrese aquí

 
Dr. José Luis Rodriguez López   hace más de un año
Enfermedad Renal Crónica. Conceptos para el médico de familia.
Estoy entusiasmado por la posibilidad que nos da este sitio.
Dentro de los avances que ha tenido la Nefrología para este siglo considero que están las Acciones y Estrategias dirigidas a la prevención, enlentecimiento y avance de la Enfermedad Renal Crónica hacia la Insuficiencia Renal Crónica Terminal.
Los países desarrollados han tenido cuenta que no es posible enfrentar los problemas de la ERC con la Hemodiálisis, a pesar de los adelantos técnicos en máquinas y de los logros alcanzados en producir un agua ultra pura , las Economías no pueden enfrentar los gastos en un Programa Integral de Diálisis y Trasplante.
Por eso el único camino es la investigación dirigida a la prevención de la ERC.
Nosotros acá en Cuba estamos entresacados en las dispensarización de pacientes con riesgos, en un Programa Nacional de Nefrología Comunitaria. En nuestra provincia, Las Tunas, tenemos un trabajo muy adelantado, hemos Dispensarizado más de 2 mil pacientes, en las consulta del médico de familia, desarrollando acciones y estrategias, de acuerdo a las Guías de Consenso de la SEN. Por eso encuentro muy interesante y adecuado los temas dirigidos a la Nefrología comunitaria.
Saludos cordiales.
Dr. José Luis R.

 Reportar abuso

 Votar


Dr. GUSTAVO SOTO SIDA   hace más de un año
Muy buen articulo, me gustaria se agragara los medicamentos que se le pueden dar con toda seguridad y los que no a un paciente con IRC

 Reportar abuso

 Votar


Dr. leon escobar   hace más de un año
Comparto la necesidad de establecer un Plan dietetico para el paciente con ERC que no afecte al balance hidroelectrolitico muy sensible ni tampoco agrave los factores de riesgo que inducen una anemia generalmente muy insidiosa.

 Reportar abuso

 Votar


Dra. Rosselyn Fátima Hernández Rios   hace más de un año
Muy buena revisión!!! ;
Quisiera hacerles una consulta, aqui consideran a los IECA Y BRA como tratamiento de HTA en IRC,pero que hay de los pacientes que cursan con hiperkalemia , lo cual suele ocurrir en IRC, no estarían estos fármacos contraindicados por mayor riesgo de hiperkalemia??, que tal los antagonistas de calcio en estos pacientes?. Muchas gracias.Saludos.

 Reportar abuso

 Votar


Dr. oscar alejandro herrera gutierrez   hace más de un año
mi primer comentarioi es de agradecimiento
por presentarnos esta herramienta de estudio y comprension
de padecimientos dificiles de tratar,
acabo de integrarme y deseo continuar
gracias

 Reportar abuso

 Votar


Dr. Andres Perez Olvera   hace más de un año
MUY INTERESANTE, COMO SE DESARROLLO EL TEMA, MUY IMPORTANTE COMO MEDICOS DE PRIMER NIVEL EL NO OLVIDARNOS DE LA PREVENCION Y EVITAR QUE NUESTROS PACIENTES LLEGUEN AL NEFROLOGO EN ETAPA TERMINAL,

 Reportar abuso

 Votar


Dr. luis alfredo tisza miranda   hace más de un año
Que estadio de la ERC se presenta mas trastorno cardiologicos Y si los factores de comorbilidad y la polifarmacia terapeutica son agravantes.

 Reportar abuso

 Votar


Dr. Guillermo Ivaldi   hace más de un año
Para mi

 Reportar abuso

 Votar


Lic. Claudio Sergio Mignini   hace más de un año
Que tal: podrian enviarme mas sobre dislipidemia, un afectuoso saludo.

 Reportar abuso

 Votar


Dra. Natalia Molinuevo   hace más de un año
Pregunta: se suspende AAS dosis profilactica de enf arterioscleroticas? y cuando?

 Reportar abuso

 Votar


Sr. Romulo Calvo Hurtado   hace más de un año
Seria un gran aporte al diagnostico yseguimiento la inclusion de la Cistatina C, para optimizar la valoracion del filtrado glomerular, menciono esta prueba por la informacion recibida de diferentes fuentes que mostraria ventajas comparativas.
Bioq. Rómulo Calvo H

 Reportar abuso

 Votar


Sra. MARIA MIRANDA MAQUERA   hace más de un año
ami me parece que es suficiente informacion para saber a cercade un tema, pero estamuy interesante el articulo

 Reportar abuso

 Votar


Dra. Sarah Rebeca Rosales Baca   hace más de un año
Buen artículo aunque me parece que hace falta información en cuanto al manejo dietético del paciente con falla renal, ya que una alimentación adecuada es fundamental para su control. Por desgracia la mayoría de los médicos de primer contacto que atienden esta condición, carecen de conocimientos para educar a los pacientes en este sentido y, muy difícilmente los pacientes podrán llegar a tener contacto con un o una especialista en Nutrición. Hace falta conocer cuáles son los alimentos ricos en sodio, potasio, fósforo, calcio, cuánto gramos de proteína aporta cada grupo de alimento, etc; no basta con decirle a un paciente "bájele a la sal y coma menos proteína"

 Reportar abuso

 Votar  (3)


Dr. Santiago Ernesto Denis Filippini   hace más de un año
Hubiera sido interesante que la recomendación sobre el consumo de alcohol la hubieran dado en gramos.
Para el Dr. Gildardo David Flores Robles, una opción para mitigar la falta de sal en las comidas es usar hierbas aromáticas como alternativa al uso de sal: orégano, ajo en polvo, ralladura de limón, laurel, romero, tomillo, jengibre, albahaca, etc, para intentar hacer mas tolerable el curso de esta enfermedad.

 Reportar abuso

 Votar  (1)


Dr. Gildardo David Flores Robles   hace más de un año
YO EN LO PERSONAL ESTOY PASANDO POR UN PROBLEMA DE MI HIJO QUE CURSA CON INSUF. RENAL CRONICA ACTUALMENTE MUY ESTABLE LO ESTAMOS MANEJANDO CON ALOPATIA Y HOMOTOXICOLOGIA.
ME GUSTARIA SI ALGUIEN DE UDS. TIENE DIETAS PARA PACIENTE NEFROPATA QUE ME LAS ENVIE YA QUE ES MUY DIFICIL COCINAR SIN SAL Y QUE EL ALIMENTO QUEDE RICO AL PALADAR.
LES ENVIO MI MAIL. sangildardo@hotmail.com

 Reportar abuso

 Votar


Dr. Gerardo Rodriguez Planes   hace más de un año
Con la expresión inglesa "chronic kidney disease" deberíamos apartarnos de la traducción literal, porque siempre con ella se refieren a la insuficiencia renal crónica. Es cierto que toda insuficiencia renal crónica es (o proviene de...) una enfermedad renal, pero la inversa no es obligatoria (hay muchas enfermedades renales crónicas leves que no producen insuficiencia renal). Por otra parte, una enfermedad renal aguda puede dejar como secuela una insuficiencia renal crónica. En el artículo (como en todos los textos donde usan la expresión "chronic kidney disease") hablan de insuficiencia renal, no de enfermedad renal. En resumen, la traducción más adecuada es "insuficiencia renal crónica".

 Reportar abuso

 Votar  (3)



Contenidos relacionados:
Enfermedad renal crónica (guía de práctica clínica) (Artículos)
Enfermedad Renal Crónica (Artículos)
Enfermedad renal diabética: actúe ahora o pague luego (Artículos)
Registro Argentino de Diálisis Crónica (Artículos)
El riñón del envejecimiento (Artículos)
Preeclampsia y el riesgo de insuficiencia renal terminal (Artículos)
Insuficiencia renal aguda (Artículos)
 


Eventos

» XIV Congreso SADI 2014 - Rosario, Argentina
» VIII Congreso Argentino de Zoonosis - La Plata, Argentina
» Abordaje Integral del Adolescente - A distancia
» V Congreso Interamericano de Medicina de Emergencias - Buenos Aires, Argentina
» 15° Congreso Internacional de Medicina Interna del Hospital - Buenos Aires, Argentina
» Máster en Gestión de Centros y Servicios de Salud - A distancia
» Máster en Medicina Antienvejecimiento y Longevidad - A distancia
» VII Simposio Internacional de HTA-Rosario - Rosario, Argentina
» X Simposio Internacional de CIDEMO 2014 - Mar del Plata, Argentina
» Residencia de Emergencias - Pilar, Argentina

Foros

» Narativa y Medicina
» Kinesiología y Fisioterapia
» Prevención Cardiovascular
» Medicina Legal
» Médicos Residentes
» Enfermería
» Bioética
» Neurología
» Jerga Médica
» Estudiantes
» Salud Mental
» Tocoginecología
» Clínica Médica
» Cirugía
» Pediatría
» Cardiología
» Búsqueda Bibliográfica

Más comentados
1. "La medicina no se puede hacer bien si uno escucha a un paciente diez minutos"
2. Diagnóstico diferencial del ojo rojo
3. Curso Virtual de Electrocardiografía Clínica IntraMed
4. Alzheimer en atención primaria
5. Biología y medicina del ejercicio
Más visitados
1. Diagnóstico diferencial del ojo rojo
2. Manejo actual del trauma esplénico
3. Migraña crónica
4. Puesta al día: Mal de Chagas
5. Uso de AINES y riesgo de fibrilación auricular


Quiénes somos | Contáctenos | Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2014