¿Sirven de algo los chequeos anuales? - IntraMed - Noticias médicas
IntraMed
 
INGRESAR
¿Olvidó su contraseña?
Regístrese ahora
Contáctenos
Centro de ayuda
  Inicio
 Artículos
 Puntos de vista
 Entrevistas
 Noticias médicas
 Campus Virtual
 Journal
 Biblioteca Virtual
 Investigaciones
 Foros
 Eventos
 Vademécum
 Arte & Cultura
 Tecnología
 » Enlaces
 » Encuestas
 » Clasificados
 » Pág. Profesionales
 » Tarjetas Virtuales
Noticias médicas
       (2)     
  
05 OCT 07 | Cuestan mucho y ofrecen poco
¿Sirven de algo los chequeos anuales?
Los chequeos rutinarios estandarizados no son útiles y pueden resultar contraproducentes.

El Mundo
 

Las revisiones preventivas de rutina cuestan mucho y ofrecen poco. La mayoría son ineficaces. Para mantener la salud son suficientes unas pocas pruebas, sencillas y bien escogidas. Los exámenes médicos «a granel» no suelen encontrar patologías realmente significativas y suponen un gasto enorme e innecesario. De hecho, tres cuartas partes de los que se someten a una de estas revisiones han acudido recientemente al médico y podrían aportar pruebas que no habría que duplicar
 
ALEJANDRA RODRÍGUEZ 
 
 
La mayoría de los lectores habrá escuchado el caso de ciertos ejecutivos cuyas empresas, como parte de su contrato laboral, normalmente blindado, los envían un par de días al año a realizarse un exhaustivo chequeo médico que garantice de paso un rendimiento profesional óptimo. Por otro lado, muchas aseguradoras ofertan paquetes de procedimientos diagnósticos con el objetivo de rastrear el estado general de salud que, en función del precio, cubren o no una serie de pruebas. Según los expertos en la materia, la mayoría de estas estrategias no logra la eficacia que se pretende y suponen un desembolso económico que, en la mayoría de los casos, resulta inútil por excesivo. Hacer las revisiones en centros debidamente equipados, de manera personalizada y rigurosa, contribuye a ser más certero en la evaluación del paciente y ahorra tiempo y dinero, tanto al usuario como a los sistemas sanitarios.

«El tema de las revisiones médicas no puede ser una suerte de café para todos», argumenta rotundamente el doctor Óscar Beloqui, director de la Unidad de Chequeos de la Clínica Universitaria de Navarra, una institución con más de 30 años en la realización de este tipo de exámenes.

«Las circunstancias clínicas y personales de cada paciente, unido a sus antecedentes familiares y el entorno en el que se mueve conforman un perfil al que los especialistas debemos adaptarnos; de esta manera, una revisión ha de ser individualizada y diseñada según el momento concreto del usuario», afirma.

Esta explicación coincide con las conclusiones de un estudio recogido esta semana en la revista 'Archives of Internal Medicine'. El trabajo echa por tierra las supuestas bondades de las revisiones médicas realizadas únicamente con carácter preventivo (el paciente se somete a ellos sin manifestar ningún síntoma de trastorno o enfermedad), tan de moda últimamente en el mundo de los negocios o como parte de la oferta de las compañías aseguradoras más punteras.

Según concluyen los autores de este seguimiento, dichas baterías de exámenes acaban arañando minutos al escaso tiempo de consulta terapéutica; no suelen encontrar patologías realmente significativas y suponen un gasto tan enorme como innecesario. De hecho, las tres cuartas partes de los que acuden a una revisión han visitado al médico en una o varias ocasiones en los meses anteriores, de manera que muchos 'test' se duplican superfluamente; lo que, en definitiva, acaba encareciéndolos y restándoles eficacia.

«Eso por no hablar de la angustia que produce posible un falso positivo ni del trastorno y gasto que supone la administración de terapias invasivas que, a lo mejor, hubieran sido prescindibles», apostilla el doctor Alberto López García-Franco, del Programa de Actividades Preventivas y de Promoción de la Salud (PAPPS), dependiente de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC).

Este especialista también llama la atención acerca de lo que se ha dado en llamar medicalización de las características naturales de la vida asociadas al envejecimiento. «Una densitometría ósea puede revelar que una mujer posmenopáusica ha perdido masa ósea, algo absolutamente normal a su edad y completamente previsible. Si eso no le ha causado problemas, ¿qué sentido tiene realizársela cada seis meses?», se cuestiona este médico de familia.

Algo similar ocurre con las citologías y las mamografías femeninas. Según los responsables del seguimiento publicado en el 'Archives', hacer estas pruebas diagnósticas cada seis meses o anualmente no es necesario en todas las pacientes. «A no ser que existan factores de riesgo concretos, como antecedentes de tumores mamarios en la familia, es suficiente con hacerse una radiografía de mamas cada dos años entre los 50 y los 70. Asimismo, la citología podría espaciarse tres o cinco años en mujeres completamente sanas», considera Alberto López quien recuerda que, además, practicar una colposcopia (una prueba que permite ver el interior de la vagina gracias a una lupa y a un punto de luz) una o dos veces al año no aporta información adicional a la que se puede obtener mediante la toma de muestras (citología).

Beloqui coincide con su colega en la poca utilidad que tiene hacerse pruebas si no se han advertido problemas concretos. Aún así, admite que «hay una proporción muy baja de gente que se hace revisiones periódicas sin haber notado que algo va mal. Salvo personas que lo hacen porque lo oferta su empresa o individuos que se asustan porque a un familiar o a un amigo le ha ocurrido algo, lo cierto es que el 85% de los que acuden a nuestra unidad viene movido por una preocupación real», especifica el especialista de Navarra.


CONSIDERACIONES

Sin embargo, ni las conclusiones del estudio estadounidense ni las opiniones de los especialistas implican que las revisiones periódicas no tengan sentido en ciertos casos. «Globalmente, son útiles. Si te las hacen en el pediatra cuando estás creciendo, ¿por qué no van a llevarse a cabo cuando vas cumpliendo años y la maquinaria se va desgastando?», plantea Beloqui.

Eso sí; este facultativo es un acérrimo defensor de la personalización de dichos chequeos y de su diseño conforme sea el perfil y la condición del paciente; atendiendo a parámetros más complejos que el mero hecho de cuánto va a pagar por ello o los años que se han cumplido.

«Todo eso de los paquetes VIP para ejecutivos es absurdo, está pasado de moda y resulta muy dañino para la imagen de las instituciones sanitarias. Las pruebas deben recomendarse en función de un criterio médico y no puede confeccionarse un fardo a granel como si fuera un viaje o una oferta de supermercado», apostilla Beloqui.

Y es que, aunque la estructura general de una revisión de este tipo puede ser similar, es imprescindible individualizar al máximo para optimizar los resultados. «¿De qué sirve medir la tensión ocular a una chica de 30 años que dice ver perfectamente o practicar una audiometría a un chaval de 20 que escucha bien?», ejemplifica este experto.

De esta manera, algunos pacientes sólo requerirán una analítica relativamente simple y otros, en cambio, necesitarán pruebas más complejas. «Hemos establecido un punto de corte en los 50 años porque a esa edad, y dado el estilo de vida que llevamos, es extremadamente raro no tener algún trastorno, incluso aunque sea pequeño», especifica el jefe de la unidad de chequeos.

No obstante, a estos pacientes tampoco se les 'ametralla' con pruebas interminables. En estos casos, se consideran las que ya aporta a la revisión y, en función de los datos que se obtengan, se puede recomendar un TAC (Tomografía Axial Computerizada) de cuerpo entero.

«El motivo de hacerlo es recoger gran cantidad de información en un sólo acto médico, ya que gracias a este escáner podemos ver vasos importantes como las carótidas o la arteria aorta, la calcificación y posible obstrucción arterial, la densidad de los huesos en la cadera y la columna, el estado del aparato urogenital y pulmonar; incluso se puede practicar una colonoscopia virtual, siempre y cuando esté indicado», insiste Beloqui.


COMUNICACIÓN

Según las opiniones de los expertos, para sacarle el máximo rendimiento a un chequeo médico, es fundamental la entrevista personal del médico con el usuario y la elaboración de una buena historia clínica previa a la realización de cualquier 'test'.

«En algunos sitios primero hacen una serie de pruebas y luego ven al paciente;nosotros creemos que es mejor al revés porque si esta persona ha ido a consulta hace poco puede facilitarnos pruebas que no es necesario repetir y porque preferimos mandarle sólo lo que estimamos conveniente», argumenta Beloqui.

En este sentido, los especialistas también llaman la atención sobre la tendencia a mitificar la tecnología en detrimento de medidas más sencillas, pero no menos eficaces.

«Establecer una buena comunicación con el paciente es fundamental», detalla el jefe de los chequeos de la clínica de Navarra. En su opinión, cuando éste recibe información detallada de lo que se le va a hacer y para qué sirve, de los motivos por los que no es necesario someterle a ciertas pruebas y de las recomendaciones que debe seguir una vez que se han interpretado los resultados, la eficacia de los chequeos se multiplica.

«Hacer lo contrario es incompleto y, probablemente, un timo», espeta el experto, que apuesta por acabar de una vez con la imagen de que «los chequeos son una sucesión de análisis de 'chicha y nabo' que te entregan sin más».

Por su parte, López corrobora que «muchas veces, basta con tener un encuentro con el galeno para saber cómo cuidarse y mantener a raya ciertos factores de riesgo».


 
El paciente bien informado elige mejor

Un estudio que va a ver la luz en la edición de noviembre del 'American Journal of Preventive Medicine' corrobora la idea que defienden los especialistas consultados por SALUD acerca de la importancia de comunicarse con el paciente y de diseñar estrategias preventivas de acuerdo a sus necesidades. Según el trabajo, muchos de los varones que reciben ayuda 'extra' (mediante vídeos, folletos y diverso material educativo) sobre el cribado del cáncer de próstata, y de la verdadera utilidad del nivel del PSA (un antígeno que se usa como marcador de un posible tumor en esta glándula, cuyo valor sigue en discusión) deciden, finalmente, no realizarse esta prueba. «Un tumor prostático que se identifica a una edad avanzada no suele requerir tratamientos invasivos; es suficiente con aumentar la vigilancia y esperar acontecimientos porque lo más probable es que este sujeto muera con el cáncer, pero no por su causa», explica el doctor Antonio López. Por su parte, los responsables del trabajo defienden la utilidad de informar al paciente de los pormenores de las pruebas de rastreo, especialmente en los casos en los que no hay consenso sobre su verdadera eficacia, tal y como ocurre en la determinación del PSA en este tipo de cáncer. «Hay que pensar más allá de la terapia y considerar cómo un determinado diagnóstico puede afectar a la vida diaria o interferir en los objetivos personales», exponen.

 
 
LO QUE SÍ ES IMPRESCINDIBLE


- Tensión arterial. Es el principal factor de riesgo de infarto cerebral. Debe controlarse a partir de los 18 años. Si no hay anomalías, suele bastar una medición cada dos años hasta los 40; que pasará a ser anual a partir de esa edad.

- Lípidos en sangre. Mantener a raya el colesterol y los triglicéridos es esencial para evitar enfermedades cardiovasculares. A partir de los 45 años las mujeres, y de 35 los varones, tendrían que chequearlo cada tres o cinco años.

- Sobrepeso. El exceso de peso y la obesidad están relacionados con enfermedades graves en la edad adulta. Conocer el Índice de Masa Corporal (IMC) y el perímetro de la cintura ayuda a estar en parámetros saludables.

- Estilo de vida. Comer bien, dejar el tabaco y hacer ejercicio repercute positivamente en todos los parámetros que favorecen la escalada de las pandemias sanitarias: patología cardiovascular, tumores y síndrome metabólico.


 
       (2)     
  

Contenidos relacionados
Los editores le recomiendan continuar con las siguientes lecturas:
» ¿Son útiles los chequeos médicos generales? (Artículos)
» Los hombres más jóvenes no acuden al médico con suficiente frecuencia (Noticias médicas)


 Comentarios de los lectores
 

Usted debe estar registrado para expresar su opinión.
Si ya es usuario de IntraMed o desea registrase como nuevo
usuario, ingrese aquí

 
Dra. María Elena Pardo   hace 1 año
Coincido plenamente con el Dr Peña Cuesta. La prevención sigue siendo lo mejor. Una colposcopía, un Papanicolaou son métodos económicos y sencillos que salvan vidas y esto se ve claramente en la baja de la incidencia de la morbimortalidad por cáncer de cuello uterino en donde se realizan de rutina estos chequeos anuales.
Lo mismo puede decirse de técnicas, quizás un poco más complejas, pero que aún así siempre serán más sencillas, económicas y menos traumáticas que grandes operaciones o sesiones de quimio y radioterapia.
No es posible descartar la prevención porque "no son tantos los casos que se detectan". Con uno sólo que se detectara a tiempo y una vida que se salvara bastaría. Cuánto más si fuera la de un ser querido...
Estoy en un ciento por ciento a favor de la medicina preventiva. Siempre, siempre justicia es no enfermarnos de lo que podríamos haber evitado. Y un gran dolor cuando el paciente pudo haberse salvado con un simple Papanicolaou o colonoscopía u otro método de detección temprana y no lo ha hecho!

 Reportar abuso

 Votar


Dr. Juan Esteban Peña Cuesta   hace más de un año
Lamento no coincidir casi en nada con el articulo que acabo de leer. Se supone que al menos 1 examen anual a todos los trabajadores de una empresa sea cual sea esta, nunca estará por demás. Año a año con el examen periodico anual detecto en mi empresa en la que laboro como medico, diferentes patolgias, tanto en los trabajadores y en las funcionarias, por lo tanto jamás dejaré de obligar a este examen a todos mis trabajadores, independientemente de su edad y sexo, pues gracias a este examen muchas patologias se han descubierto y están correctamente tratados, de no haber sido, así algunos ya estarian muertos, con canceres de prostata, de mama, de utero, de colon etc.
Lamento distinguidos profesionales que escriben el articulo no estar de acuerdo con el criterio emitido por Uds. aunque los respeto. Gracias por respetar el mio, soy medico desde hace 32 años y tengo un masterado en medicina interna ,en salud familiar, y medicina del trabajo. Atentamente.

 Reportar abuso

 Votar  (1)



Contenidos relacionados:
¿Son útiles los chequeos médicos generales? (Artículos)
Los hombres más jóvenes no acuden al médico con suficiente frecuencia (Noticias médicas)
 


Eventos

» XIV Congreso SADI 2014 - Rosario, Argentina
» VIII Congreso Argentino de Zoonosis - La Plata, Argentina
» Abordaje Integral del Adolescente - A distancia
» V Congreso Interamericano de Medicina de Emergencias - Buenos Aires, Argentina
» 15° Congreso Internacional de Medicina Interna del Hospital - Buenos Aires, Argentina
» Máster en Gestión de Centros y Servicios de Salud - A distancia
» Máster en Medicina Antienvejecimiento y Longevidad - A distancia
» VII Simposio Internacional de HTA-Rosario - Rosario, Argentina
» X Simposio Internacional de CIDEMO 2014 - Mar del Plata, Argentina
» Residencia de Emergencias - Pilar, Argentina

Foros

» Narativa y Medicina
» Kinesiología y Fisioterapia
» Prevención Cardiovascular
» Medicina Legal
» Médicos Residentes
» Enfermería
» Bioética
» Neurología
» Jerga Médica
» Estudiantes
» Salud Mental
» Tocoginecología
» Clínica Médica
» Cirugía
» Pediatría
» Cardiología
» Búsqueda Bibliográfica

Más comentados
1. 40 cosas que los médicos no deberíamos olvidar
2. Curso Virtual de Electrocardiografía Clínica IntraMed
3. Semana Mundial de la Inmunización
4. Diagnóstico diferencial del ojo rojo
5. Manejo inicial de las enfermedades agudas
Más visitados
1. Tratamiento del shock séptico
2. 40 cosas que los médicos no deberíamos olvidar
3. Diagnóstico diferencial del ojo rojo
4. Necesidad del razonamiento clínico en la era de la medicina basada en la evidencia
5. ¿Cómo responder a las campañas antivacunas?


Quiénes somos | Contáctenos | Términos y condiciones de uso | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2014